BUSCA, BUSCADOR

miércoles, 19 de marzo de 2008

Sin explicaciones, el PREP del PRD se suspendió a las 8 de la noche

El último resultado que se registró fue el de las 20:11 horas, que contabilizaba el 70.95 por ciento de las casillas, con una ventaja a favor de Alejandro Encinas con 42.62 por ciento de las casillas.

Notimex / La Jornada On Line Publicado: 18/03/2008 22:42

México, DF. De manera sorpresiva suspendieron los trabajos del Programa de Resultados Preliminares (PREP) del PRD y cerraron las puertas de acceso al lugar, en los que se desarrollaba la captura de datos de los resultados de casillas. El segundo piso de la sede nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD) se encuentra custodiado por elementos de seguridad del instituto, quienes impiden el paso y no dan ninguna explicación sobre lo ocurrido. El último resultado que se registró fue el de las 21:16 horas, que contabilizaba el 70.95 por ciento de las casillas, con una ventaja a favor de Alejandro Encinas con 42.62 por ciento de las casillas computadas contra 42.33 por ciento de Jesús Ortega Martínez.

Antes, se informó que habría una conferencia de prensa del presidente nacional del partido, Leonel Cota Montaño, luego de la reunión que se llevaría a cabo con los dos principales contendientes y a la que faltaba por llegar el abanderado de Nueva Izquierda.


Kikka Roja

Irán mujeres a defender el petróleo: Jaime Avilés

■ Concluye el mitin y llega la noticia: Ortega anunciará su triunfo
Asumen compromiso e irán mujeres a defender el petróleo

Jaime Avilés

No acababa de retirarse la gente del Zócalo –por las bocinas se oía la nueva composición de Liliana Felipe, llamada Nos tienen miedo porque no tenemos miedo–, cuando a los teléfonos celulares de algunos reporteros que estaban en el templete, cerca de Alejandro Encinas y Marcelo Ebrard, comenzó a llegar una noticia: “Jesús Ortega va a anunciar en conferencia de prensa que ganó las elecciones del PRD”.

Andrés Manuel López Obrador seguía estrechando manos en su recorrido por la valla atestada de simpatizantes, que lo habían aclamado desde que bajó del podio frente a Catedral, y caminaba hacia una de las bocas del Metro –seguido de su hijo Andrés y de un discreto dispositivo de vigilancia–, mientras la pantalla proyectaba el video de La cumbia del petróleo, también de Liliana Felipe, que una docena de bailarias disfrazadas de obreras de Pemex interpretaba agitando las caderas en el escenario.

En los rostros de las mujeres de todas las edades que cruzaban la plaza rumbo a las salidas había un brillo de satisfacción por el compromiso público, de enorme responsabilidad histórica, que ellas habían aceptado alzando miles y miles de manos, cuando Claudia Sheinbaum les preguntó si estaban dispuestas a encabezar los bloqueos en torno del Congreso de la Unión, los aeropuertos, las instalaciones de Telmex, de los bancos y de Petróleos Mexicanos, a partir del instante en que, como dijo López Obrador, “el PAN y las cúpulas del PRI” intenten reformar las leyes secundarias para privatizar los hidrocarburos del país.

Un “¡síii!” a mano alzada

“¿Aceptan?”, les había repreguntado Sheinbaum en el momento estelar de la tarde, para que a nadie le cupiera la menor duda. Y de nuevo miles y miles, lo mismo señoras de la tercera edad que adolescentes tiernas y esposas maduras, profesionistas, empleadas domésticas, pobladoras de los barrios periféricos, clasemedieras y niñas incluso, y junto a ellas maridos, novios, amantes, hermanos, suegros, yernos, cuñados, colegas, solitarios, mirones y hasta los misóginos, todos también, gritaron desafinada y largamente: “¡Síii!”

Sobre la multitud ondeaban banderas del movimiento gay y, como sacadas del túnel del tiempo, algunas del Partido Popular Socialista fundado por Vicente Lombardo Toledano, y entre ellas las del PT y muy pocas del PRD, salvo en la esquina del Zócalo y Pino Suárez, donde había un contingente muy amarillo.

Desde el micrófono, Jesusa Rodríguez no se cansaba de saludar a los que habían venido desde el interior del país. A cada rato lanzaba vivas en honor de Sonora, Sinaloa, Guerrero, Veracruz, Morelos, Puebla, Tamaulipas, y también para saludar la presencia de Radio Bemba y de Radio AMLO, así como a la gente de Tepepan, que no cesaba de alborotar, pero sobre todo a los que habían acudido desde la hermana república de Yucatán y que, subrayó, “hoy se regresan a Mérida pero aquí van a estar dentro de ocho días”.

Desde las históricas semanas del plantón de 2006, el de ayer fue con mucho uno de los mítines más emocionantes. Después de año y medio de reuniones más bien de rutina, de discursos reiterativos sobre la firmeza del movimiento y la raigambre de sus principios, ayer todo cambió porque, como puso de relieve Andrés Manuel, la hora de la verdad se acerca: está a una semana de distancia y la Convención Nacional Democrática y los partidos que la rodean, la Comisión Nacional por la Defensa del Petróleo, todas las estructuras organizativas de esta lucha están listas para tensar cuerdas y entrar en una nueva etapa de la resistencia civil que no dejará de ser pacífica.

López Obrador fue muy cuidadoso en este aspecto al exhortar a la multitud, como si le hablara en persona a cada quien, acerca de que al formar las brigadas que intervendrán en los “cercos” alrededor de las instalaciones estratégicas, nadie permita, dijo así, “acelerados que nos traten de arrastrar a la violencia”, porque eso, explicó, es “lo que quieren los vendepatrias y sus patrones”, en obvia alusión a las empresas extranjeras que aguardan la llamada “reforma energética” para empezar a explotar los recursos del subsuelo que desde 1938 pertenecen exclusivamente a la nación.

Por eso, lo que todo mundo se repetía al despedirse en la plaza, en las calles y más tarde en los cafés –como en el Bertico de Madero, repleto de parroquianos ataviados con los símbolos de la CND–, era: “¡Nos vemos el martes!” “¡Sí, aquí nos vemos el martes!” Y unas y otros se iban llenos de optimismo y confianza porque, por primera vez desde la provocación del 18 de noviembre, cuando los campanazos catedralicios, ayer las cosas salieron de la manera más tersa.


Kikka Roja

VENEZUELA PDVSA DERROTA A EXXON MOBIL

■ Tribunal de Londres ordena revocar la congelación de 12 mil mdd pertenecientes a PDVSA Victoria de Venezuela ante la trasnacional ExxonMobil ■ El fallo “pone punto final a la abusiva estrategia de hostigamiento financiero y legal” de la petrolera estadunidense y “le da razón al Estado venezolano en la defensa de su soberanía sobre el manejo de los recursos naturales”, declara el ministro de Energía y Petróleo
Agencias
El ministro Ramírez destacó la noticia aparecida en primera plana en periódicos de Caracas. PDVSA podrá reclamar a ExxonMobil por daños y perjuicios que ascenderían a 800 mil dólares El ministro Ramírez destacó la noticia aparecida en primera plana en periódicos de Caracas. PDVSA podrá reclamar a ExxonMobil por daños y perjuicios que ascenderían a 800 mil dólares Foto: Reuters

Londres y Caracas, 18 de marzo. El gobierno de Venezuela se apuntó este martes una victoria definitiva sobre la multinacional estadunidense ExxonMobil, que había logrado en enero pasado una orden judicial para congelar activos de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) por 12 mil millones de dólares. El fallo de un tribunal londinense, conocido hoy, supone el fin del intento de la multinacional de hacer valer leyes supranacionales en un litigio que mantiene con Caracas por la decisión del presidente Hugo Chávez de retomar para el Estado el control sobre el petróleo venezolano.

“He decidido que la orden judicial” de congelación mundial de fondos dictada el 24 de enero contra PDVSA a pedido de ExxonMobil “debe ser revocada”, determinó hoy el juez Paul Walker, del Alto Tribunal de Inglaterra y Gales, instancia a la que había recurrido la firma estadunidense. La sentencia tiene efecto inmediato.

En Caracas, capital de Venezuela, el ministro de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, dijo, después de conocer la noticia, que el fallo del tribunal londinense “pone punto final a la abusiva estrategia de hostigamiento financiero y legal de la ExxonMobil contra PDVSA, y le da razón al Estado venezolano en la defensa del derecho soberano sobre el manejo de sus recursos naturales”.

El fallo del juez Walker “pone en su sitio a la ExxonMobil”, añadió el ministro Ramírez. “Todo el país debe saber que la decisión es 100 por ciento a favor de los alegatos de la nación, es decir, que hemos derrotado a la ExxonMobil”, declaró.

Revertir la privatización

La victoria obtenida por Venezuela en la corte londinense cierra uno de los capítulos en la estrategia adoptada por el país sudamericano a partir de 1999, cuando llegó al poder el presidente Hugo Chávez, para retomar el control sobre el petróleo venezolano, transferido parcialmente a empresas privadas, la mayoría trasnacionales, aun cuando formalmente esa participación estaba prohibida por la constitución venezolana.

El 8 de febrero pasado, en un mensaje en cadena nacional, el ministro Ramírez explicó a los venezolanos que el origen del litigio del Estado contra la ExxonMobil se remontaba a los años noventa. En ese periodo, abundó, se desarrolló en el país una política de entrega de la industria petrolera, “una política por intermedio de la cual se privatizó buena parte de las actividades que correspondían a nuestra industria Petróleos de Venezuela”.

A la par de esa privatización al margen de la Constitución, señaló el ministro en ese mensaje, comenzó un desmontaje de lo que era el régimen fiscal petrolero del Estado venezolano por la vía de la disminución de los ingresos petroleros, a través de los impuestos y de la regalía. “Esta política se conoció en su momento como la Apertura Petrolera. A partir de 1999, el gobierno del presidente Chávez inició una política de recuperación de la plena soberanía petrolera, recuperación del manejo de nuestro principal recurso”.

Desde 1999 el gobierno venezolano tomó acciones para recuperar una mayor parte de la renta petrolera (la diferencia entre el costo de extracción y el de venta del petróleo), tanto en el terreno fiscal, a partir de cobrar mayor regalía e impuestos a las empresas, como en lo relacionado directamente sobre la propiedad de los yacimientos.

En este último aspecto, el 27 de febrero de 2007 el gobierno emitió un decreto de nacionalización de los yacimientos de la faja petrolera del Orinoco, uno de los mayores reservorios del mundo, que había sido entregada por los anteriores gobiernos a trasnacionales. Eran los últimos proyectos que quedaban bajo el control de las firmas trasnacionales. Incluso, PDVSA tenía prohibido detentar la mayoría accionaría en este conjunto de proyectos. En el contexto de este decreto de nacionalización comenzó el proceso para migrar al esquema de empresas mixtas todos los proyectos que estaban vigentes en la Faja Petrolífera del Orinoco.

Las trasnacionales involucradas

En este proceso de migración el gobierno venezolano logró acuerdos con más de diez petroleras trasnacionales, entre ellas: Total, de Francia; Statoil, de Noruega; Emi, de Italia; British Petroleum, del Reino Unido. Con las que ya operaban en la faja y no aceptaron el acuerdo de participación mixta, el gobierno obtuvo acuerdos para liquidar su participación. Sólo dos compañías, ambas estadunidenses, no aceptaron ningún tipo de pacto para reducir su participación o para finiquitarla, y decidieron acudir al arbitraje internacional: Conoco Phillips y ExxonMobil.

La posibilidad de un arbitraje internacional, que implica que un país, en este caso Venezuela, aceptara someterse a la decisión de un tribunal internacional, no fue aceptada en ningún momento por Caracas. ExxonMobil alegó que los gobiernos anteriores a Chávez habían aceptado que en los contratos figurara una cláusula de arbitraje internacional (como existe en los contratos de cooperación científico-técnica firmados por Petróleos Mexicanos con compañías extranjeras).

Antes de recurrir al arbitraje, ExxonMobil dijo que para salir de Venezuela reclamaba una indemnización de alrededor de 5 mil millones de dólares. PDVSA ofreció pagar 750 millones de dólares, que es el valor en libros de los activos que la estadunidense detenta en la faja del Orinoco. La diferencia entre estas dos cifras originó el litigio que fue resuelto ayer en Londres a favor de Caracas.

El siguiente paso

Según el abogado Gordon Pollock, de la firma británica Stephenson Harwood, que representó a PDVSA en el juicio que hoy terminó, ExxonMobil no apelará la sentencia del juez Walker. El grupo venezolano podrá reclamar a la estadunidense por daños y perjuicios, relacionados con el tiempo que estuvieron congelados los 12 mil millones de dólares y por los gastos del juicio. Se estima que estos costes representarán 800 mil dólares.

ExxonMobil declinó comentar si apelaría la decisión del juez londinense. La sentencia de hoy significa que ExxonMobil no podrá mantener congelados los fondos de PDVSA, aunque el monto del pago que el gobierno venezolano deberá hacer por la salida de la estadunidense de la faja del Orinoco todavía tendrá que ser dirimido por ambas partes en Estados Unidos.

“Vamos a regresar al arbitraje en Nueva York para buscar la compensación justa a las empresas que han visto afectados sus intereses. El cronograma de las acciones lo va a establecer el arbitraje. Ahora nos sentamos tranquilos donde hemos debido estar desde hace tiempo”, señaló el ministro Ramírez.

Con información de Afp, Reuters y Roberto González Amador



Kikka Roja

Buscar este blog

Gracias por tu Visita ¡

Todos los Archivos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...