BUSCA, BUSCADOR

sábado, 7 de febrero de 2009

foto: Policías desnudan a monjas para certificar su sexo: GUANAJUATO: 3 cosas insensatas absurdo

Policías desnudan a monjas para certificar su sexo
HAY TRES COSAS INSENSATAS EN ESTA VIDA
  • Predicar a Curas
  • confesar una Monja
  • y espulgar un perro
¿EN GUANAJUATO QUE NO HAY CALENDARIOS? PARECEN DE LA EPOCA DEL DILUVIO

VERóNICA ESPINOSA
GUANAJUATO, Gto., 6 de febrero (apro).- Elementos de Seguridad Pública de Dolores Hidalgo detuvieron a dos monjas que pedían limosna en la calle y, ya en la comandancia, las obligaron a desnudarse para comprobar que realmente fueran mujeres. Según la información publicada por el diario regional Correo, los policías municipales detuvieron a las religiosas el pasado 29 de enero, cuando éstas caminaban por la calle José Alfredo Jiménez, en busca de apoyo económico para la construcción de varios templos en los estados de Guerrero y Oaxaca.

Los agentes abordaron a las religiosas con el argumento de que habían asaltado a una mujer.

Según el diario, las dos monjas, residentes del convento de la Inmaculada Concepción de María, en Morelia, Michoacán, desde hace más de 20 años, habían llegado a Dolores Hidalgo el mismo día que fueron detenidas. Los agentes llevaron a las religiosas Josefina Rivera y Juana Gómez hasta las instalaciones de Seguridad Pública, donde fueron recluidas en una celda durante varias horas, y, posteriormente, las obligaron a despojarse de sus hábitos, "para demostrar que eran mujeres".

Además, tuvieron que pagar una multa de 400 pesos para quedar en libertad y demostrar que realmente formaban parte de la congregación referida. Finalmente, las monjas fueron escoltadas a la central de autobuses para que regresaran a Morelia. Ayer las dos mujeres se presentaron acompañadas por el sacerdote Faustino Pérez a las oficinas del Ministerio Público de Dolores, donde interpusieron una denuncia penal en contra de los preventivos por abuso de autoridad.

Hoy la Procuraduría Estatal de los Derechos Humanos inició una queja por oficio –ante la divulgación de lo ocurrido--, con el expediente 16/09-D.

kikka-roja.blogspot.com/

La larga lucha feminista: Sara Lovera

La larga lucha feminista
SARA LOVERA

MÉXICO, D.F., 5 de febrero (apro).- En los últimos 18 años, mujeres feministas organizadas han intentado llevar a sus representantes al Congreso de la Unión. Han derribado contradicciones o diferencias políticas entre ellas, con el único fin de estar donde se toman las decisiones. Han hecho lo indecible. Un día de 2003 hasta se sentaron con Martha Sahagún cuando se celebró el 50 aniversario del Voto para las Mujeres, con tal de abrir un diálogo con los dirigentes del país para que las feministas y sus aliadas pudieran llegar a plantear de tú a tú con los del poder esos asuntos que, para las mujeres, serían la libertad y la dignidad pero, sobre todo, el ejercicio de sus derechos.

En esos 18 años, gracias a las feministas en alianzas, de todo tipo y sin prejuicios, han logrado algunas reformas, algunas instituciones, algún dinero para aplicar leyes o investigar. Esos logros quedaron acotados por los gobiernos y el pensamiento conservador y también ganó la carrera de la violencia, y no hablemos de la impunidad. Pero, de todos modos, simbólicamente, cada día hay más voces femeninas en los parlamentos que hace 25 años.

Una cuestión ganada, fundamental, de poco a poco, fue conseguir que en el Código Electoral de Instituciones y Procedimientos Electorales (COFIPE) se obligue a los partidos políticos a incluir en sus distritos, listas o planillas, un porcentaje de personas de distinto sexo, que abriera lugares seguros para las mujeres. Además, incluyeron la cuota en los estatutos de los partidos políticos. Pero, sin lugar a dudas, en cada elección todos, encargados de vigilar la ley y partidos políticos, violan esas leyes, le dan la vuelta, las evaden. Por todos los medios han obstaculizado la llegada de las mujeres que luchan por los derechos de las demás.

Por eso, muchas de ellas, cansadas de lo poco que importa el tema a los partidos políticos tradicionales, hicieron su propio partido – primero México Posible, luego Alternativa-- que en 2008 se convirtió en historia, tras la cuasi expulsión de ese grupo de promotoras incansables que tendrán que regresar este 2009 al principio.

¡Increíble¡ Y ¿saben por qué? Porque la cantidad de energía, imaginación, propuesta, desarrolladas por las mujeres en estos más de tres lustros es superior a cualquier estrategia y, como se dice, grilla común entre y por los hombres. Ya ensayaron todas las estrategias; incluso, han intentado convertir a algunos líderes impenetrables en aliados de las mujeres. Un día todas estas mujeres, en 1996 se sentaron en una mesa y durante nueve meses estuvieron construyendo una asamblea, una fuerza de inteligencia que se convirtió en un plan de igualdad. Y se sentaron a pesar de sus diferencias panistas, priistas, perredistas, socialistas, feministas independientes, nuevas aparecidas de movimientos sociales, anarquistas, ciudadanas, contrarias a toda organización, solitarias, todas. Era de no creerse.

Y nada. En 1997 consiguieron tres cosas: las comisiones de equidad y género en el Congreso; ocho años más tarde, una comisión bicamaral para sacar adelante iniciativas, como la de igualdad entre hombres y mujeres; un diálogo con congresistas de otros estados de la República, y un plan de igualdad que presentaron a todos los partidos políticos. También lograron en ese tiempo la primeras modificaciones al COFIPE, el 20 por ciento y como recomendación; luego 30 por ciento obligatorio y ahora 40 por ciento.

¿Pero qué creen? 40 por ciento acotado, con callejones y calles estrechas, finamente elaborado para no dejarlas pasar más. Algunas promovieron lo mismo en los estados del país. Lo que nunca se ha conseguido es que sus dirigencias lo tomaran como algo prioritario. Si, 40 por ciento de lo que quede después de elección de candidatos externos, por votación directa, después de alianzas con otros partidos, luego de cumplir con los compromisos de las corrientes políticas, luego de atender a los sectores --como en el PRI-- y después de examinar los distritos, envían a las mujeres a distritos electorales que ya saben se van a perder, pero eso sí, cumplen con la cuota.

Lo del nuevo COFIPE, reforma que se consideró importante por el control de campañas de televisión y otras cuestiones, es desastroso para las mujeres; ha significado un verdadero retroceso. Pero a eso hay que agregar que los grandes electores en cada partido, se han cuidado muy bien de no dejar pasar a las mujeres feministas radicales, profundamente activistas o bien conocedoras. Escogen a mujeres que les pueden servir o ser funcionales a sus metas e intereses. Por ello según mi cuenta, muy pocas feministas han estado en el Congreso, y siendo tan pocas, no logran avanzar más rápidamente en las demandas de las mujeres.

Y la agenda de las mujeres queda marginada, crece lentamente y sólo se oyen discursos rimbombantes. Es, en la práctica, una política de simulación, en la que no pocas mujeres concursan y participan. Un grupito de diputadas de la legislatura que está por terminar advirtió del retroceso pero, a la hora de la votación, las pactantes, sobre todo las panistas, votaron como su partido les indicó. Hoy ya están las listas hechas, los acuerdos armados, como los hombres, muchas o algunas van a repetir, sobre todo en el PRI y en el PRD, para seguir con la tradición de tener grupos políticos cerrados, bien entrenados, para que no se equivoquen en votar. Dentro de los partidos hay mujeres muy honorables y luchadoras, siempre y cuando sean ellas y no otras, menos las feministas independientes las que intenten llegar.

Los 18 años de imaginación y trabajo están como nunca en la tablita, por otras muchas razones. Como se dice, en pleno retroceso. He oído algunos nombres para las listas, algunos arreglos. También sé que un grupo de las feministas independientes no va a participar; hay otras ligadas al poder en el PRD o en el PRI que intentarán otra vez negociar, llegar y proponer. No se cansan, aunque todo dice que los obstáculos crecen, las leyes no se aplican y las mujeres siguen siendo las que cargan la crisis, se mueren de enfermedades prevenibles y son violentadas y asesinadas impunemente.

saralovera@yahoo.com.mx

kikka-roja.blogspot.com/

Emir Kusturica trabaja cinta sobre Pancho Villa

Kusturica trabaja cinta sobre Pancho Villa

Agencias

La revista Variety, en su edición especial del festival, publicó que el director serbiobosnio Emir Kusturica prepara una película biográfica sobre Francisco Villa. El cineasta ya está escribiendo el guión del filme, que se titulará Seven Friends of Pancho Villa and the Woman with Six Fingers. El director dijo a Variety que siempre le fascinó la figura de Pancho Villa desde sus días de estudiante, cuando comenzó a ver películas sobre los revolucionarios mexicanos.

El biopic se basa en la novela The Friends of Pancho Villa, de James Carlos Blake. Kusturica aseguró que es el momento de rodarla porque por fin entendió “la vida de los revolucionarios y la tensión entre sus ideales y lo que lograron“. El rodaje será en México, España y Serbia a finales de este año o comienzos del próximo. No se conocen mayores detalles del proyecto, pero se comenta que el español Javier Bardem es uno de los candidatos a encarnar a Villa.

Presencia de México en Berlín

Rabioso sol, rabioso cielo, tercer largometraje del cineasta mexicano Julián Hernández, fue seleccionada para participar en Panorama (sección sobre temas polémicos) de la edición 59 del Festival Internacional de Cine Berlín, que comenzó el pasado 5 de febrero y concluirá el 15. Julián Hernández es el primer director mexicano que ha participado tres veces de manera oficial en la muestra de cine alemana. Por otra parte, el cineasta británico Stephen Daldry (Billy Elliot) declaró que adora las complicaciones, por lo que se animó a rodar The Reader, cinta que transcurre durante la posguerra alemana, época que siempre ha fascinado a Daldry. La cinta se muestra fuera de concurso en la Berlinale y está nominada al Óscar por mejor película. Una historia que impactó fue Soldadito, que cuenta cómo Lotte, ex militar danés que regresa de Irak, trata de salvar a una nigeriana que se prostituye en un pueblo de Dinamarca; la cinta es de Annette Olesen y concursa por el Oso de Oro de la Berlinale.

kikka-roja.blogspot.com/

Atenco: hacer justicia

Atenco: hacer justicia

A casi tres años de los abusos cometidos por policías federales y estatales en Texcoco y San Salvador Atenco, en mayo de 2006, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) tiene previsto iniciar, el próximo lunes, la discusión pública de un dictamen sobre el caso, elaborado por el ministro José de Jesús Gudiño Pelayo. Entre otras cosas, el documento reconoce la comisión de violaciones a las garantías individuales de los pobladores de Atenco por parte de elementos de la fuerza pública (entre los que destacan diversas formas de agresión sexual) y atribuye tales vejaciones a “la falta de técnicas para preservar las detenciones, indolencia y cargas emotivas incontroladas y, por supuesto, injustificables” de los policías; asimismo, el texto aclara que el máximo tribunal no está facultado para fincar responsabilidades personales a los funcionarios involucrados –cuyos nombres son omitidos– en la violación de garantías, ni para establecer las sanciones correspondientes.

Sin duda, el solo hecho de que el máximo tribunal haya reconocido, en voz de uno de sus magistrados, la comisión de estos crímenes y la participación de las autoridades en ellos constituye un avance con miras al cabal esclarecimiento de esas lamentables e inaceptables agresiones, y ciertamente es un cambio positivo en la postura del propio Gudiño Pelayo, quien hace exactamente dos años, ante la posibilidad de que la SCJN atrajera el caso, sentenció: “no vamos a obtener nada más de lo que ya obtuvo la Comisión Nacional de los Derechos Humanos”. Sin embargo, al insinuar que los abusos se deben principalmente a la falta de preparación de las policías; al omitir la mención de los altos funcionarios involucrados; al no establecer sanciones en contra de los responsables, la investigación de la Corte pareciera limitar sus propios alcances y descalificar de alguna manera las conclusiones a las que arriba.

En efecto, ante la gravedad de los atropellos cometidos en Atenco –homicidios no esclarecidos, violaciones, detenciones arbitrarias, incomunicaciones, allanamientos de morada, golpizas y robo de pertenencias, hechos documentados por diversos organismos defensores de derechos humanos–, resultaría insostenible deslindar a funcionarios que, como Enrique Peña Nieto, gobernador de la entidad, o Eduardo Medina Mora, entonces titular de Seguridad Pública federal, tenían bajo su mando a los efectivos que cometieron esos delitos. Un resolutivo en ese sentido no sólo preservaría la impunidad de que disfrutan los responsables políticos, intelectuales y materiales de los graves atropellos sufridos por centenares de personas, sino que confirmaría que en el país prevalece un manejo faccioso de la justicia, y que los órganos encargados de impartirla operan bajo criterios de índole política, no legal: baste con contrastar el trato que hasta ahora han recibido los responsables de las acciones represivas de Atenco, con las sentencias desproporcionadas, la invención de delitos y la persecución política de que han sido objeto los líderes sociales de la localidad mexiquense. Tal perspectiva acentuaría, además, el descrédito en que el máximo tribunal se encuentra inmerso como consecuencia de sus propias decisiones.

En suma, la Corte no sólo tiene en sus manos la resolución en torno a un episodio atroz, en el que fueron cometidos crímenes que no deben quedar impunes: tiene, también, la responsabilidad de reivindicar, en alguna medida, su compromiso con las garantías individuales y con la vigencia del estado de derecho, y de reivindicarse a sí misma de cara a la sociedad. Cabe esperar que los magistrados cobren conciencia de ello.

kikka-roja.blogspot.com/

Des-Peña-dero: René Delgado

COLUMNA SOBREAVISO René Delgado
Des-Peña-dero
7 Feb. 09

Justo cuando Enrique Peña consigue construir un cierto consenso en torno a su figura como el más viable precandidato tricolor a la Presidencia, viejos fantasmas podrían ahuyentar su anhelo. Bueno para labrarse la imagen de personaje telenovelero, el gobernador mexiquense no ha podido plantarse en la escena como un político con posibilidades, talento y habilidades para ir más allá de donde se encuentra. Se le reconoce por la facilidad con que se enamora y aparece en las revistas de la farándula, por el despilfarro de recursos para cuidar precisamente esa imagen y por apoyar electoralmente a sus colegas tricolores, pero hasta ahora no se le reconoce por alguna idea, operación o iniciativa política de envergadura. Peor aún, en el campo político se le tiene presente por tres razones: porque no ha podido ni querido atender debidamente los abusos cometidos en Atenco; porque no quiere sacudirse la sombra de su antecesor, sin importarle quedar como cómplice; y porque en la zona conurbada del estado de México con el Distrito Federal las innumerables ejecuciones ni siquiera lo despeinan.

En esa circunstancia, el lunes -cuando los ministros de la Suprema Corte se pronuncien en torno a los abusos cometidos en Atenco- Enrique Peña tendrá que recalibrar si esos fantasmas no terminan por espantar a quienes ya lo miran como el más viable precandidato presidencial tricolor.
* * *
Hasta ahora frente a lo que pueda ocurrir el lunes en la Corte, el precandidato ha minimizado el caso Atenco por dos vías. Por un lado, y con cierta razón temporal, ha señalado que la investigación de los abusos cometidos en Atenco no refleja sino la opinión del ministro José de Jesús Gudiño. Por otro lado, y de manera lamentable, el procurador mexiquense Alberto Bazbaz ha dicho, con la cachaza de quien reconoce en la impunidad el más sólido recurso para eludir responsabilidades, que cualquiera que sea la decisión del pleno de ministros no tiene ningún efecto jurídico. Y es cierto, la resolución no tendrá mayor efecto jurídico... pero políticamente puede ser mortal para las aspiraciones presidenciales de Peña.

Despreciar o minimizar la opinión de uno o varios ministros de la Corte puede no sólo despeinar a Peña, también puede reavivar la aspiración de algunos otros cuadros tricolores -llámese Manlio Fabio Beltrones o Beatriz Paredes- por concursar en la carrera de la postulación presidencial y que, después de haber dejado sentir su querer, con prudencia atemperaron sus ansias dejando solo en el aparador -con vitrina muy delgada- al Golden Boy de Atlacomulco. Si Peña no atiende debida e inteligentemente ese problema, sobrará untarse más gel en el copete.
* * *
En la postura que los ministros adopten el lunes, hay un ingrediente no valorado por la corte de asesores, mercadotecnistas e imagólogos del actor mexiquense. En la Corte hay conciencia del papelón protagonizado al exonerar al gobernador poblano Mario Marín en el caso Lydia Cacho. El prestigio y la credibilidad de los ministros que le extendieron el certificado de impunidad rodaron por los suelos y, ahora, no están en condiciones de repetir el numerito. Actuar con estricto apego a derecho y absoluto desapego a justicia les significó un costo altísimo. Y sin que ello suponga que vayan a cebarse en Peña, no pueden salir con el cuento de que lo ocurrido en Atenco -abusos, golpes, encarcelamientos y violaciones sexuales- fue un incidente menor de un desafortunado operativo policiaco que, en lo sucesivo, es menester evitar.

No, si los ministros quieren consolidarse como un Poder de la Unión están obligados a reivindicar la vigencia del Estado de derecho sin que ello suponga permitir, alentar y tolerar la violación de los derechos humanos como tampoco renunciar al legítimo uso de la fuerza pública. Así como Enrique Peña se juega mucho en la decisión de los ministros, los ministros también se juegan mucho en su resolución.
* * *
Desde luego, en un auténtico Estado de derecho y en una democracia consolidada, la sola investigación de la Corte hubiera supuesto que los funcionarios involucrados solicitaran licencia mientras la indagatoria transcurría y concluía.

México, sin embargo, no congrega esas características y entonces, a pesar de la investigación, ni Enrique Peña; ni su secretario de Gobierno, Humberto Benítez; ni ¡el procurador general de la República!, Eduardo Medina Mora; ni el director del ISSSTE, Miguel Ángel Yunes (estos dos últimos, secretario de Seguridad Pública y secretario ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública en mayo de 2006, cuando ocurrieron los hechos) sintieron ese llamado, generalmente dictado por la ética política, de separarse del cargo mientras se determinaba si son o no responsables en las violaciones ocurridas en Atenco.

¿Para qué, si a fin de cuentas la resolución no tendrá efecto jurídico? Ésa ha de haber sido la pregunta que se formularon -si llegaron a cuestionarse su conducta en aquel evento, donde la policía actuó en la segunda embestida como un grupo de pandilleros, dispuestos a cobrar venganza por los agravios recibidos. En este punto, una brevísima disgresión. No deja de llamar la atención que el actual jefe de Eduardo Medina Mora y Miguel Ángel Yunes, o sea, el presidente de la República, siempre tan preocupado por la imagen de México en el exterior, ni siquiera les haya sugerido separarse del cargo. A lo mejor el mandatario no quiere al procurador, pero tampoco lo detesta. A lo mejor los compromisos con Elba Esther Gordillo le impedían remover a Yunes. A lo mejor pensó que separarlos del cargo podría ser una catástrofe y, ya sabe, no le gusta ser catastrofista.
* * *
Es cierto, lo bailado ni los ministros se lo quitan a los involucrados. Pero en el caso de Peña hay un problema: el vals de sus aspiraciones ni siquiera empieza. Por eso resulta asombroso que, en relación con los hechos ocurridos en Atenco, el gobernador haya tomado algunas tibias medidas sin reconocer, en ese suceso, una piedra importante en el camino de sus aspiraciones. Una piedra que incluso puede tener derrames más allá de las fronteras, en particular por el caso de Cristina Valls, la mujer española violada por los policías. Podrá conquistar Peña a muchas otras mujeres, pero a ésa la agravió en lo más profundo y, eso, va a pesar en su porvenir político.

Si Enrique Peña en verdad pretende postularse como candidato a la Presidencia tiene frente a sí un muy serio problema. Es posible que a él los fantasmas no lo asusten pero, sin duda, sí pueden espantar a quienes apoyan sus aspiraciones y ambiciones políticas. Es posible que esos fantasmas les vengan muy a modo a sus adversarios para revivirlos cuando mejor convenga, como también puede ser que se transformen en obuses del "fuego amigo" cuando haya que decidir quién va por la grande.

En vez de dejar insepultos los asuntos relacionados con las andanzas de su tío Arturo, con los abusos cometidos en Atenco y los cuerpos de los ejecutados en su dominio, Enrique Peña tendría que actuar con entereza política y no como personaje de telenovela. En otras palabras, debería restarle brillantina a su conducta y, si se puede, darle algo de brillo.

Correo electrónico: sobreaviso@latinmail.com

kikka-roja.blogspot.com/

Jaime Avilés: AMLO: peligran las reservas: FCH: no al alarmismo: Juicio histórico a Zedillo

Desfiladero
Jaime Avilés
jamastu@gmail.com
  • AMLO: peligran las reservas
  • FCH: no al alarmismo
  • Juicio histórico a Zedillo
El domingo pasado, La Jornada publicó en primera plana un recuadro que resume, en siete balazos (periodísticos), el desastre provocado por la política económica de Ernesto Zedillo (1994-2000). Veamos…

El llamado rescate bancario, que se consumó cuando a petición de Zedillo el Congreso convirtió en deuda pública las deudas de particulares que se encontraban en el Fondo Bancario de Protección al Ahorro (Fobaproa) “representa a precios actuales 2 billones 577 mil millones de pesos”.

Su costo, agrega el recuadro, “lo pagarán los contribuyentes durante 30 años”, aunque eso mismo se dijo hace 10 y se seguirá diciendo dentro de 20 porque en realidad es impagable: el Fobaproa constituye el más grande acto de defraudación cometido en la historia de México.

La “quiebra de la banca en 95 llevó al país a la peor caída en 60 años”, señala el tercer punto del oportuno recordatorio, y la memoria saca de su archivo de horrores datos escalofriantes como estos: sólo en 1995 quebraron más de un millón de empresas y el número de suicidios, ciudad por ciudad, aumentó exponencialmente, siendo frecuentes los casos de personas que se arrojaron al Metro o se colgaron porque, según los expertos, carecían de dinero para pegarse un tiro.

Prueba palpable de lo anterior es el siguiente punto, que a la letra dice: “El número de pobres aumentó del 94 al 96 en 20 millones”. Como todos recordarán, la devaluación del 19 de diciembre de 1994, que precipitó la catástrofe, se debió a la negativa de Carlos Salinas de Gortari de ajustar la paridad peso-dólar antes de entregarle el poder a Zedillo. Por lo contrario, Salinas fomentó en esos meses finales de su sexenio la compra masiva de dólares baratos y redujo sensiblemente el monto de nuestras divisas internacionales.

Pero, en vez de tomar la decisión desde el primer día de su mandato, Zedillo dejó que la sangría prosiguiera hasta que, con las arcas vacías, devaluó el peso en 100 por ciento. Consecuencias: todas las empresas mexicanas que tenían deudas en dólares vieron cómo éstas se duplicaban de la noche a la mañana y se vieron obligadas a cerrar. Ante la falta de liquidez en los bancos, Zedillo emitió pagarés para respaldar las operaciones a futuro. A continuación, los banqueros, vivillos como pillos, empezaron a hacerse autopréstamos y los declararon “cartera vencida”, para que de este modo quedaran inscritos en el Fobaproa.

Así se consumó el peor atraco de todos los tiempos. Cuando el Congreso convirtió el Fobaproa en deuda pública, con los votos del PRI y del PAN, que en ese momento dirigía Felipe Calderón, “sólo cuatro de cada 100 pesos fueron en apoyo a pequeños ahorradores”, y los bancos, “saneados con el dinero público”, fueron vendidos a extranjeros. Hoy, los intereses anuales del Fobaproa, concluye el recuadro, “suman 30 mil millones de pesos”, pero dentro de 12 meses la cifra será mucho más abultada.

Zedillo, como salta a la vista, sembró el terror económico en nuestro país. Pero además quedó señalado como responsable de tres matanzas de indígenas y campesinos: la de Acteal, Chiapas (22 de diciembre de 1997), la de El Charco, Guerrero (7 de junio de 1998) y la de El Bosque, Chiapas (10 de junio de 1998). Y no podemos pasar por alto que, mientras la carnicería de Acteal perseguía una finalidad estratégica –militarizar los Altos de Chiapas para neutralizar a las fuerzas del EZLN que no habían entrado en acción–, las otras dos, efectuadas con tres días de diferencia, fueron un pretexto para justificar un nuevo y repentino desplome del peso ante el dólar.

Homicida múltiple, que mató por bala, por hambre o por desesperación a sus incontables víctimas, y que hundió a más de un millón de empresas, y causó la pérdida de millones de empleos, y destruyó la banca nacional, y favoreció la más injusta concentración de riqueza en unas cuantas manos desde 1910, y privatizó bienes de la nación para después explotarlos como gerente al servicio de las empresas extranjeras que los (y lo) compraron, Ernesto Zedillo debería ser procesado y sentenciado como el delincuente que es, pero Felipe Calderón, desde Davos, lo elogia y exalta como ejemplo para el mundo y propone un Fobaproa universal para “salvar” la crisis global del capitalismo. ¡Bravo! Con razón vivimos en un Estado fallido.

Chusma, chusma catastrofista

“Cada que Calderón tiene una duda, llama a Carstens; cada que no entiende un problema, llama a Carstens; cada que se le ocurre una idea, llama a Carstens”. Y Agustín Carstens, el inmenso secretario de Hacienda, “deja de hacer lo que esté haciendo, corre a Los Pinos y se queda horas y horas hablando con Felipe. Es su nuevo dios. En este gobierno no se mueve una hoja si Carstens no da su visto bueno”, dicen los que ahora entran y salen a diario del primer círculo del devaluado y deprimido pelele.

Esto explicaría el sentido del discurso de Calderón en Querétaro el jueves, donde arremetió en contra de Andrés Manuel López Obrador sin mencionarlo (se limitó a llamarlo “catastrofista”) y, por lo que ahora se sabe y se entiende, salió en apasionada defensa de Carstens (al que sin tampoco aludirlo personalmente lo comparó con “el Estado” y “las instituciones”). Juzguen ustedes…

Hay, dijo, quienes “quisieran ver debilitada la nación y las instituciones republicanas que trabajan cotidianamente”. Y todo porque, según los que saben leer el fondo de los discursos políticos, López Obrador exigió el lunes, durante un mitin frente a la Secretaría de Hacienda, un cambio radical de política económica y la renuncia de Carstens. Esa demanda no habría sido tomada en serio si The New York Times no hubiera publicado, en la mañana de ese mismo jueves, que la popularidad del tabasqueño está otra vez a la alza, ya que “el aumento de la ansiedad (de los mexicanos) sobre la economía puede estar reviviendo su atractivo”.

En el mitin del pasado lunes, López Obrador insinuó que a este ritmo (mientras el Banco de México subasta 400 o 500 o 700 millones de dólares diarios para apoyar al peso) pronto podrían agotarse las reservas federales, y dijo con todas sus letras que esto no se debe a un problema técnico sino a una falta total de confianza de los mercados en el gobierno de Calderón. “Y para que haya confianza se necesita cambiar de política económica”, subrayó, lo que de ningún modo será posible si no renuncia Carstens.

Así, pues, el Movimiento Nacional en Defensa de la Economía Popular cuenta con una flamante bandera: luchar por la caída de Carstens, y por la formación de un paquete de 200 mil millones de pesos, extraídos del ahorro de los altos funcionarios, que reactive las actividades productivas, frene la devaluación y beneficie a los más pobres. Pero antes del mitin del próximo 17 de febrero a las puertas de San Lázaro, convocado por AMLO para agitar esas demandas, mañana, en las oficinas del gobierno legítimo (San Luis Potosí 70, colonia Roma), habrá un bazar para recaudar fondos. Entre las bellezas que estarán a la venta figuran dos obras de Gerardo Rodríguez Canales (Geroca), el pintor más importante de Monterrey.


kikka-roja.blogspot.com/

CATASTROFISTA: Presión de inversores tira el peso: Carstens / SALVAR AL PESO DE LA DEVALUACION: ¿Tu le crees a Agustin Carstens? yo tampoco

  • Por tercera ocasión el Banco de México intervino de forma directa y discrecional
  • Continúa el salvamento del peso
  • De octubre a la fecha el BdeM ha inyectado 16 mil 566 millones de dólares al mercado
  • Exitosa estrategia del banco central, califica Ixe; prevé Banamex periodos de alta volatilidad
Israel Rodríguez J.
NO SE LES OLVIDE QUE LLEGARON ROBANDOSE LA PRESIDENCIA.
LOS MEGA EMPRESARIOS PARA ESO PUSIERON A FECAL.
SAQUEAN A MEXICO CON EL PRETEXTO DE LA CRISIS MUNDIAL.
caricatura Monero Helguera
Por tercera ocasión consecutiva el Banco de México intervino de manera directa y discrecional en el mercado de cambios para apuntalar al peso mexicano, confirmó la Comisión de Cambios, órgano integrado por funcionarios de la Secretaría de Hacienda y el banco central. De esta manera, el peso se fortaleció 11 centavos frente al dólar con respecto de la víspera, al venderse en un promedio de 14.32 por dólar, la cotización más baja en la semana después de cerrar el martes pasado con un máximo de 14.72 pesos.


Después de la intervención directa del banco central, estimada alrededor de las 8 de la mañana, las cotizaciones del peso frente al dólar llegaron a un mínimo de 14.20 y en algunos casos momentáneamente bajaron hasta 14.15 y 14.10 para posteriormente registrar un rebote hasta el cierre a 14.32 pesos por dólar, de acuerdo con la cotización de Banamex, uno de los mayores operadores de divisas del mercado. Sin embargo, las cotizaciones tuvieron variaciones de hasta 10 centavos dependiendo de la institución bancaria.

Apunta Carstens a inversionistas

En Nueva York, el secretario de Hacienda, Agustín Carstens, explicó que el interés de algunos grupos de inversionistas en tomar utilidades es lo que ha presionado la paridad del peso frente al dólar, por lo que el gobierno mexicano continuará con la subasta de dólares e interviniendo de forma discrecional cuando las condiciones de los mercados financieros así lo requieran.

Aunque el Banco de México no ha revelado el monto de dólares vendidos de manera particular a cada banco, reiteró este viernes en un comunicado conjunto con Hacienda que “las ventas de dólares que se realizan bajo este mecanismo se verán reflejadas en los estados de cuenta semanales del Banco de México”. Sin embargo,operadores de las mesas cambiarias estiman que el monto de dólares colocados en los pasados tres días oscila entre 800 y 3 mil millones de dólares.

Por lo pronto, el último reporte conocido es con cifras al 30 de enero, cuando la reserva internacional del Banco de México se ubicó en 83 mil 631 millones de dólares, lo que implica una disminución en el primer mes del año en la reserva internacional de mil 810 millones de dólares. Asimismo, señala que el mecanismo de subasta diaria de 400 millones de dólares sigue vigente; y refiere que en lo que va del año ha vendido dólares a través de este mecanismo por mil 388 millones, por lo que de octubre de 2008 a la fecha el monto de dólares que ha inyectado al mercado a través de este mecanismo suma 16 mil 566 millones de dólares.

Luis Arturo Flores Sánchez, economista sénior del grupo financiero Ixe, indicó que el elemento discrecional que ha introducido el Banco de México al inyectar liquidez banco por banco ha maximizado el poder del banco central y “se puede decir que esta estrategia ha sido exitosa” al revaluar la moneda mexicana en un porcentaje nada despreciable de alrededor de 4 por ciento. A su vez, Ricardo Aguilar, analista de Invex Grupo Financiero, afirmó que la venta directa de dólares por parte de la autoridad monetaria tiene el propósito de cuidar el valor de la moneda mexicana, ya sea mediante las subastas diarias o la intervención directa, “pero no se está quedando pasivo ante esta situación”.

Un reporte oportuno de Banamex, filial del global Citigroup, aseguró que la debilidad cambiaria experimentada a partir de septiembre-octubre de 2008 parece exagerada. Los analistas Sergio Luna y Joel Virgen señalan: “La reciente debilidad del peso es, desde nuestro punto de vista, un evento guiado por el mercado y no está apoyado en fundamentales económicos”. Más aun, agregaron, consideramos que las necesidades de financiamiento de México en 2009 pueden ser cubiertas. Sin embargo, advirtieron que la incertidumbre con respecto del curso de la actividad económica global se encuentra todavía vigente y los niveles de operación en el mercado cambiario permanecen relativamente bajos.

Más aún, las posiciones netas en Chicago relativas a los contratos de futuros del peso (que se ubican cortas en 383 millones de dólares al 27 de enero, monto significativamente pequeño en términos históricos) siguen mostrando indefinición con respecto a la dirección de la cotización del peso frente al dólar en el corto plazo. Explicaron que esta combinación de factores posiblemente seguirá generando periodos de alta volatilidad. Por su parte, el principal indicador de la Bolsa Mexicana de Valores ganó 701.17 puntos, equivalente a 3.55 por ciento, su segunda alza más importante del año, para ubicarse en 20 mil 438.13 unidades, impulsada por el alza de las acciones de América Móvil, por sus espectaculares resultados en 2008.

kikka-roja.blogspot.com/

Estado amenazado: Javier González Garza

Estado amenazado
Javier González Garza
7 Feb. 09

Cuando el Estado falla, la primera víctima es la sociedad. En días pasados fuimos testigos de un hecho paradigmático en nuestro país: la tortura y muerte del general Mauro Enrique Tello Quiñones. Nos encontramos en una situación de violencia prolongada donde bandas criminales e incluso ya grupos de autodefensa le disputan al Estado el poder y el control de territorio nacional.

Los informes señalan que el general fue salvajemente torturado, que falleció por hemorragia y que recibió 11 tiros de gracia. Las desgracias intrínsecas de los hechos se traducen en la pérdida de legitimidad del Estado, debido a la percepción ciudadana de que éste no es capaz de ejercer el monopolio de la fuerza, ni cubrir las necesidades fundamentales que una sociedad demanda y menos aún proteger a los ciudadanos de la barbarie del mercado frente al aumento de precios y el desempleo.

La idealización de las personas surge a la muerte de éstas. No debiera ser así. Hay que darle el valor justo a las personas, aunque éstas hayan muerto de una manera desafortunada seguirán siendo lo que fueron, sin mentiras, sin halagos, ya que la muerte no es una virtud, sino una circunstancia.

Cuando el 8 de septiembre de 1997 se realizó un operativo policiaco en la colonia Buenos Aires, hubo una balacera y fueron detenidos seis jóvenes por policías capitalinos y llevados a la delegación Tláhuac, de donde no salieron con vida.

El jefe de Agrupamientos de la Secretaría de Seguridad Pública era nada menos que Mauro Enrique Tello Quiñones, quien dirigió el operativo policiaco en el que fueron ejecutados aquellos jóvenes. Algunos días después, la justicia militar ordenó el arresto de tres altos oficiales del Ejército por falsear declaraciones en torno a los hechos. Los mandos militares enjuiciados estaban adscritos a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del entonces Departamento del Distrito Federal bajo las órdenes del jefe de la institución, general de división Enrique Salgado. Tello Quiñones fue puesto a disposición de la Secretaría de la Defensa Nacional y fue juzgado por tribunales militares. Días después, se le dictó una orden de aprehensión como presunto responsable del delito de homicidio calificado, fue encarcelado. Un año más tarde, se revocó tal auto de prisión dictado por el juez militar y fue liberado. Hasta aquí esa historia.

Hay diferencias cardinales entre seguridad pública y seguridad nacional que el gobierno parece no entender. La seguridad pública debe buscar la erradicación de los factores que propician la comisión de conductas ilícitas que subvierten el orden público, esto es, la seguridad pública debe basarse en la justicia social. En el caso de la seguridad nacional, la naturaleza propia de las conductas transgresoras implica una magnitud tal que pone en riesgo a la sociedad en su conjunto y a las instituciones del Estado. Esto es, en el primer caso hablamos de delitos; en el segundo de crímenes, distinción que, sin embargo, no contempla nuestro marco jurídico. La naturaleza intrínseca a estos problemas supone, entonces, una solución distinta y una metodología para enfrentarlos, también diferente. Los problemas de seguridad pública pueden y deben ser resueltos a través de políticas transversales preventivas que aseguren a la población el desarrollo integral y, en consecuencia, garanticen la justicia social. Las amenazas en seguridad nacional deben ser atacadas, de manera integral, con todas las herramientas y fuerza del Estado, con toda su legitimidad, cuando los métodos de resolución pacífica de controversias han sido agotados.

El objeto de la seguridad es entonces la protección de las personas para el libre ejercicio de sus derechos, esto lo vincula a las condiciones económicas, políticas, sociales y culturales. Para decirlo claro: la seguridad debe traducirse en una sociedad sin carencias y libre de temor.

En México, grupos organizados retan abiertamente al Estado, ¿cómo puede el gobierno garantizar el ejercicio de los derechos fundamentales, como es el de la seguridad, si ni siquiera puede garantizar una alimentación suficiente para todos sus habitantes? ¿Hace algo para evitar que especuladores ataquen los precios de los alimentos o para bajar el precio de los energéticos? La respuesta es clara: no. El gobierno no ha sido capaz de ejercer políticas o crear instrumentos que impidan que esta crisis financiera agrave la ya de por sí deplorable situación que sufren las familias mexicanas desde hace, cuando menos, 25 años.

No podemos seguir enfrentando al crimen organizado con declaraciones de guerra, con más policía o más armamento. Debemos entender que para acabar con las causas sociales y estructurales que provocan la delincuencia es necesario el cumplimiento de los principios constitucionales de justicia social que conforman nuestro proyecto originario de nación. Hasta entonces tendremos resultados tan lamentables como el deceso del general Tello Quiñones.

kikka-roja.blogspot.com/

Buscar este blog

Gracias por tu Visita ¡

Todos los Archivos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...