BUSCA, BUSCADOR

jueves, 16 de julio de 2009

VIDEO LA TUTA NARCO DE LA FAMILIA MICHOACAN: PACTO

“Servando Gómez Martínez: Nada más muchacho, que Dios los bendiga a todos y que Dios nos de la oportunidad de durar un poquito más con vida, eso es todo”.

Quadratín


Llama La Tuta a Calderón a pactar y a dialogar (video)

“Queremos que el señor Presidente sepa que no somos sus enemigos”, dijo Servando Gómez al programa Voz y Solución. Asegura que Julio César Godoy Toscano no pertenece a “La Familia”. Afirma que Genaro García Luna engaña a Calderón.
Mié, 15/07/2009 - 15:32 (video)
Familiares de los policías federales asesinados en Michoacán. Foto: Notimex

Morelia.- Servando Gómez Martínez, La Tuta, a quien el gobierno federal identifica como el máximo mando operativo de la organización conocida como La Familia, emplazó al Presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, a dialogar y pactar.

Mediante una llamada telefónica al programa Voz y Solución que conduce el periodista Marcos Knapp en CB Televisión, el presunto narcotraficante dio su versión sobre los recientes acontecimientos en Michoacán, principalmente los ataques a la Policía Federal.

A continuación, el texto íntegro de la conversación del periodista Marcos Knapp con La Tuta:

“Periodista: Tengo llamada telefónica, señor buenos días.

“Anónimo: Señor buenos días, mi nombre es Servando Gómez Martínez, La Tuta, por ahí estoy saliendo mucho en su programa, en todos los noticieros…

“Periodista: Muchas gracias. Estoy a sus órdenes.

“Servando Gómez Martínez: Señor oiga, únicamente queremos hacer un comentario, queremos que alguien lo sepa, queremos que el señor Presidente de la República, el señor Felipe Calderón, sepa que no somos sus enemigos, nosotros lo estimamos al señor, somos personas conscientes, sabemos que nuestro trabajo es mal visto por la sociedad, pero si nosotros, los de La Familia, en este caso yo soy miembro activo de La Familia me han puesto en grado muy alto en los noticieros, no me avergüenzo, pero más sin embargo pues de manera que estén consientes.

Nosotros queremos decirles y queremos que alguien nos escuche, que nos escuche el Presidente de la República Mexicana, el señor Felipe Calderón. Nosotros, nuestro pleito única y exclusivamente es con la Policía Federal Preventiva y la SIEDO. ¿Por qué?

Porque están atacando a nuestras familias. Yo sé, yo pertenezco a un grupo, que nosotros no queremos actuar mal, ahorita le voy a explicar motivos, pero ellos vienen y fabrican culpables, se están llevando gente inocente en todo el estado de Michoacán se llevan gente inocente y están haciendo lo indebido.

Nosotros respetamos al cien por ciento al Ejército Mexicano y a la Armada de México. Nosotros, nosotros, tenemos mucho respeto por las insignias, por nuestro Lábaro Patrio. Nunca de los nunca vamos a atentar contra ellos. ¿Por qué con la PFP y la SIEDO?

Porque ellos están coludidos, no todos los elementos, los grandes mandos, empezando por Genaro García Luna. Sé que con esto me los voy a echar más encima, no me importa, sé en lo que ando y sé a lo que me atengo, soy miembro activo, como le digo, de la organización y no…nosotros sabemos y estamos conscientes de que Genaro García Luna está engañando al Presidente de la República Mexicana, al señor Felipe Calderón.

Se llevan a presidentes municipales, se llevan a todo mundo fabricando culpables, gente inocente que nada tiene qué ver con nosotros y no es porque los defienda pero es la realidad.

Nosotros queremos que nos escuchen, cuando ellos se dediquen completamente a actuar contra nosotros los miembros activos, nosotros los vamos a respetar. Sabemos que es su trabajo, sabemos que es el trabajo de los militares, de los marines, de todos ellos y nosotros vamos a respetar y nos vamos a dirigir con honor y con respeto, cuando nos ataquen directamente a nosotros.

Pero ¿qué está pasando? Se llevan a nuestros hijos, se llevan a nuestras mujeres, se llevan a nuestros padres, se llevan a nuestros amigos, se llevan a gente inocente para aparentar lo que no es.

Acaba de terminar un proceso político, desgraciadamente para mala fortuna del ciudadano Presidente de la República pues no se le dieron las cosas ¿verdad? Ellos querían que en Michoacán…

Dice que el “buen Juez por su casa pierde” entonces ellos sabrían qué querían hacer con la gente de Michoacán, pero yo les digo una cosa a todos los michoacanos, para empezar a los michoacanos, a todos los michoacanos los queremos y los respetamos.

Yo tengo padre, madre e hijos y quiero que… nosotros les decimos a los michoacanos… nosotros y bien saben que nos comportamos de una manera honesta con el Ejército Mexicano y con cualquier otro grupo, sabemos que muchas personas de nosotros incurren en faltas, nosotros no permitimos la violación, ni el secuestro, ni el robo, nada de eso lo permitimos nosotros.

Con un elemento de nosotros que cometa una falta de esas, nosotros tenemos un código, nosotros tenemos un código y lo llevamos a cabo y le hacemos pagar la falta al muchachito que comete un error y ¿qué estoy dando a entender con eso?

Que queremos que nos entiendan, que queremos actuar con respeto, que las autoridades andan detrás de nosotros porque es su trabajo, pero también que no molesten a nuestras familias, que se dediquen a agarrarme a mí, a mí, a mis muchachos, a la gente que está, que todo mundo sabe quienes somos.

Nosotros queremos mostrar cariño hacia nuestro pueblo, nos ligamos en Guanajuato, nos ligamos en el Estado de México, nos ligamos en el Estado de Guerrero, porque no queremos que Los Zetas entren a Michoacán, no queremos que vengan a afectar a nuestras familias, no queremos que vengan a afectar a nuestra gente. Nosotros es más, no le podría decir más… soy un miembro activo de esta organización, que más le podría decir, quiero que el señor Presidente de la República nos escuche, que no lo engañe Genaro García Luna.

Genaro García Luna tiene orden de presentación en Estados Unidos ¿por qué no se lo han llevado? Nosotros sabemos como está coludido con Los Zetas y Los Beltrán Leyva.

Nuestro pleito es con ellos ¿por qué? Porque no vamos a permitir que vengan a Michoacán, por eso los sacamos de Ciudad Lázaro Cárdenas, porque ya estamos cansados de tanto atropello. Están incriminando a gente de la política. Genaro García Luna y sus seguidores los que están en la PFP y en la SIEDO, ¿para qué? Para quedar bien con el ciudadano Presidente, es su trabajo ¿no? Por conservar tu trabajo qué harías, pero toda la gente sabemos, así, todo, todo el pueblo que es incorrecto lo que están haciendo.

Oiga, ya no podemos tener un amigo, no podemos tener a nadie porque es culpable. Todo mundo nos conoce desde niños, somos de aquí del pueblo de Michoacán, A mí en mi pueblo natal todo mundo me conoce ¿y qué ha sucedido, oiga? Hicieron un operativo ayer o antier, mataron cuatro personas inocentes, se llevaron a todos los policías, se quieren llevar al nuevo presidente, vayan, investiguen todo lo que está sucediendo.

Ya le di mi nombre, investíguenme las áreas que controlo y ya me están echando de más, investíguennos… una cosa si le voy a decir, también me defiendo, también me defiendo a mi me detienen y si alguien va a atacar a mi padre, a mi madre, a mis hermanos, por buscarme a mí, me van a encontrar pero de otra manera.

Yo le pido a Dios, que es el único que quiero que me juzgue. Nunca voy a dejar que nadie me agarre en la tierra y espero que Dios me de esa oportunidad. Mi amigo no tengo más que decirle, estamos abiertos al dialogo, estamos abiertos al diálogo, pero respetamos cien por ciento al Ejército Mexicano, no tengo nada en contra de ellos, sabemos que es su trabajo y de la Armada también.

Ellos están constituidos en la Constitución, ellos son emanados de la Constitución de la República Mexicana, más sien embargo la PFP y la SIEDO son organismos, son instituciones que fomentó gente con intereses dentro de la política, de los gobiernos, de los gobiernos que están en el poder.

Ellos si no nos respetan no los vamos a respetar. Donde quiera que los encontremos va a suceder lo mismo y que quede claro, queremos respeto, que nos busquen, que nos persigan, pero con honor, como debe de ser, que no atropellen los derechos de otras personas. Les pido de favor que vayan a Arteaga para que se den una idea de lo que hicieron, como atropellaron a los ciudadanos. Mi amigo, le doy las gracias por habernos escuchado.

“Periodista: Señor Servando, ¿para qué fue creada La Familia?

“Servando Gómez Martínez: Mire señor, en nuestro inicio nosotros nos deslindamos del grupo. Le voy a hacer un comentario. Desgraciadamente no nada más en Arteaga, no nada más en Michoacán, no nada más en los ranchos, no nada más en la República Mexicana, en todo el mundo hay mafia, hay delincuentes, si nosotros no nos ponemos en nuestro pueblo a tratar de actuar lo más derechamente que se pueda, van a venir Los Zetas, usted sabe, todo mundo sabemos lo que es el grupo de Los Zetas y donde andan.

La Familia la creamos para cuidar y salvaguardar los intereses de nuestro pueblo y nuestra familia, no queremos que nadie les falte al respeto. Nosotros, a nuestra manera de entender no le faltamos al respeto a las personas. Si están los levantones, correctamente, pero no somos secuestradores, ni matamos por paga. ¿A quién levantamos? Levantamos a las personas que se niegan a pagar, gente que tiene familiares dentro del gobierno federal, los gobiernos estatales… ¡Ah! que porque el político fulano de tal, porque el político fulano es mi primo, que mi compadre… no, no se los pago, ¿por qué se los voy a pagar? Que al cabo mi primo, mi compadre, mi tío me va a respaldar.

Entonces la gente que se dedica a trabajar honestamente por eso se le va a cobrar y por eso nosotros intervenimos, porque desgraciadamente donde hay poder, hay corrupción y entonces pagan a la gente del Ministerio, les pagan a los jueces y ahí esta el problema. Porqué no le hacen caso a la gente que quiere cobrar su dinero, nosotros La Familia nos deslindamos completamente de Los Zetas, antes éramos amigos, ahora somos enemigos, por todos los errores que cometían nos hicimos a un lado, y se lo repito, es un mal que está sucediendo en todo el mundo no nada más en Michoacán.

Nos constituimos para estar unidos, salvaguardar los intereses de nuestro estado, nuestras familias y nuestros amigos y de toda la gente, empresarios, no empresarios, de todo mundo. Queremos respeto hacia nuestro pueblo y si por medio de nosotros han conocido algunos actos, les pedimos que nos perdonen, trataremos de corregir el error. A nosotros toda la gente nos conoce, que nos lo digan y corregimos nuestro error.

“Periodista: Señor Servando: las personas que han sido señaladas como integrantes del grupo de La Familia, ¿sí están con ustedes?

“Servando Gómez Martínez: No, señor, no señor, ningún presidente municipal está coludido con nosotros, y menos ese señor que están pronunciando en la televisión, Julio César Godoy, sino que es un golpe político para el Gobierno del Estado.

Yo le pediría al señor gobernador del Estado, Leonel Godoy que se fije en las declaraciones que hace y en los medios de comunicación; este señor no tiene que ver con nadie, en todo caso yo soy el encargado de Lázaro Cárdenas no se por qué nos relacionan o por qué dicen que es narco, ¿narco por que? El señor no tiene relación con nosotros, que la SIEDO, que la PFP hagan sus investigaciones y coordinen las cosas, eso es muy diferente.

Quieren quedar bien señor, con el grupo delictivo de Los Zetas, y si quieren quedar bien con ellos que nos sigan atacando. Nomás queremos que el señor Calderón se de cuenta de lo que está sucediendo, lo está engañando Genaro García Luna y que nos detengan, si a los que están deteniendo. Cuento afortunadamente con el apoyo de mis grandes manos, no somos convictos…

“Periodista: Señor Servando, la gente tiene miedo, la gente de Michoacán tiene miedo la ciudadanía normal ¿Qué hacer en este caso?

“Servando Gómez Martínez: Díganles que no se preocupen, no tenemos en contra de ningún ciudadano, mas en contra de las personas que están apoyando a los Zetas, de las personas que están arriando la cuerda como… a un muchachito, un muchachito que estaba en nuestra compañía y se alió con Los Zetas, que son bandidos, y se fue para allá, y este muchachito ha convencido a mucha gente, la mayoría de ellos son drogadictos. Yo soy un bandolero, y si invito a la gente a robar y ha violar, pues toda la gente quiere ir, entonces desgraciadamente toda esa gente… ¿tú crees que es correcto lo que hicieron en Morelos aventar balazos a gente inocente? ¿Es correcto lo que hicieron a la gente de Uruapan aventar balazos a la gente inocente? ¿Es correcto lo que hicieron en Lázaro, igual No, por Dios ¿Qué les pasa?, pienso que entre los grupos rivales de nosotros también… deben de actuar contra los que deben de ser, contra los que son.

Y la ciudadanía que esté completamente segura que no la vamos a atacar y todas las personas que quieran venir a Michoacán, nuestro deber es cuidarlas, pregunten a los ingenieros, arquitectos de que manera los tratamos a las compañías con todo respeto…ni aparece en la televisión lo que realmente somos.

“Periodista: Señor, ¿el ataque que ha sufrido la Policía Federal Preventiva, es por parte de ustedes, tras la detención de Rolando Rueda Medina, alias La Minsa?

“Servando Gómez Martínez: Mire muchacho, nosotros ya tenemos tiempo… Sí queremos que sepan que no estamos en todo, es la realidad ¿por qué únicamente está atacando a miembros de nuestras organizaciones. Mire, ¿cuántos zetas no hay y están en Tamaulipas, porque no atacan Tamaulipas, ahí está el mal de toda la República, ¿En qué estado no andan ocasionado daños, nosotros nunca hemos estado en San Luis Potosí, nosotros nunca hemos estado en Colima, sí tenemos parte en los limites de Michoacán para blindarlos de Los Zetas, nos estamos protegiendo nosotros, a nuestras familias, a los michoacanos… y con todo respeto para el Presidente de la República, lo respetamos y respetamos al Ejército Mexicano y a la Armada de México, no tenemos nada en contra de ellos, sabemos que es su trabajo y lo único que les pedimos es que se fijen de la manera en que se conducen y por favor venga sobre nosotros como debe ser. En el pueblo yo ya no tengo ningún familiar, nomás los miran y se los quieren llevar. Usted bien sabe yo tengo un hijo preso injustificadamente, oiga, era su cuarto, ellos para que entraron a la normal, quiere ser profesor, desgraciadamente a mí no se por qué, pero mi corazón es noble, a lo mejor no me lo cree, ni modo que le puedo decir. Pero sondeen y pregunten lo que somos.

“Periodista: ¿Hasta dónde piensa llegar La Familia en Michoacán?

“Servando Gómez Martínez: Nosotros lo que queremos es paz y tranquilidad, sabemos que somos un mal necesario, pero si no estamos nosotros entiéndalo por favor, nunca van a poder acabar y el día que yo fallezca, van a poner a otro en mi lugar y así se va a ir, esto nunca se va a acabar, queremos llegar a un consenso, queremos llegar a un pacto nacional, no sé de que manera pero tenemos que lograrlo, tenemos que ponernos las pilas y no te puedo decir mas cosas muchacho, tú sabes por que motivo, compréndanos y mi mensaje para el Presidente de la República, lo respetamos, lo admiramos sabemos que su labor es grande, sabemos que no va en contra de todo el mundo y qué bueno, pero las personas que no lo engañen, que se muestre respeto hacia nuestras familias, es lo único que pedimos, cuando nos respeten a nosotros, los vamos a respeta. Que nos busquen a mi y a nuestros muchachos, a los que están dentro, los que si recibe paga, vamos a hablar claro, es a los que nos deben de sacar. Mucha gente anda de corazón con nosotros, no te puedo explicar cual, ustedes ya se dieron cuenta de cual es nuestra magnitud.

“Periodista: Señor Servando Gómez Martínez. alias La Tuta, me dijo era usted ¿verdad?, señor le dimos el espacio que usted requería, incluso nos pasamos de nuestro programa y ahí esta la voz de usted.

“Servando Gómez Martínez: Nada más muchacho, que Dios los bendiga a todos y que Dios nos de la oportunidad de durar un poquito más con vida, eso es todo”.
kikka-roja.blogspot.com/

Lorenzo Meyer: Las crisis de México, la de 1946 y la de ahora

AGENDA CIUDADANA
Las crisis de México, la de 1946 y la de ahora
Lorenzo Meyer
16 Jul. 09

El verdadero "peligro para México" se encuentra en la quiebra moral de sus dirigentes, sean políticos, económicos o religiosos

Diagnóstico

"Ningún país podrá crear riqueza si el manejo de su economía tiene como fin el enriquecimiento de sus líderes o si la policía puede ser comprada por los narcotraficantes. Ningún empresario querrá invertir en un lugar en donde desde el gobierno le 'descreman' el 20% de sus utilidades o donde el encargado de las aduanas es un corrupto. Ninguna persona desea vivir en una sociedad donde el imperio de la ley es sustituido por el imperio de la brutalidad y del cohecho. Eso no es democracia, eso es tiranía, incluso si de tarde en tarde se tiene una elección. Hoy es el momento de que ese estilo de gobernar llegue a su fin" (The New York Times, 11 de julio).

Esta cita es del discurso pronunciado en Ghana por el presidente norteamericano, Barack Obama, con motivo de su primera visita oficial al África al sur del Sahara. Visto desde nuestro país, Obama no le hubiera tenido que cambiar ni una coma a su alocución si hubiera decidido pronunciarla en México. Claro que aquí hubiera ofendido, pero gracias al origen africano de su padre y la ayuda que ha prometido para el continente que en siglos pasados proveyó de esclavos imprescindibles a la economía norteamericana, el presidente Obama recibió no un reproche sino una ovación. Son pocas las ocasiones en que el líder de un imperio puede darse el lujo de dar un discurso que fuese, a la vez, certero, crítico, oportuno y bien recibido por sus anfitriones. Obama lo hizo. Hay que ver si la retórica corresponde a las acciones.

Como sea, lo relevante es que el diagnóstico para África es también válido para nosotros. México tendrá un ingreso per capita superior al del grueso de los países africanos, pero sufre de los mismos problemas de "gobernanza" a los que se refirió el presidente norteamericano; por ejemplo, en materia de corrupción México está peor que Ghana (Transparencia Internacional, 2008 Corruption Perceptions Index). Y ése es el corazón de nuestra tragedia.

La solución que Obama sugirió a los africanos se podrá aplicar también al caso mexicano: "lo que se necesita no son hombres fuertes sino instituciones fuertes". Cierto, pero resulta que una solución tan fácil de formular es muy difícil de poner en práctica sea en África o aquí, aunque como Obama señaló: "hoy es el momento" y "sí se puede". Sin embargo, en términos operativos, ¿cómo "mandar al diablo" las pésimas instituciones que tenemos y reemplazarlas por las que necesitamos? ¿Cómo lograr tener una policía que efectivamente proteja a los ciudadanos, unos partidos políticos que sí representen a sus electores, un IMSS que realmente vigile los servicios que subrogó, un Ministerio Público que indudablemente defienda al público y no lo extorsione, un Ejército que no viole los derechos humanos cuando busca sicarios, un magisterio que en verdad dé al alumno la enseñanza a la que tiene derecho o un fisco que sea, a la vez, efectivo, justo y redistributivo? Incluso si empezáramos hoy, que no es el caso, la tarea de rehacer el entramado institucional requiere de una o dos generaciones para lograr el resultado buscado.

La crisis anterior

En 1946 Daniel Cosío Villegas, tras reflexionar sobre las perspectivas que se abrían para México al concluir la Segunda Guerra Mundial, llegó a la conclusión que nuestra comunidad nacional estaba en medio de una gran crisis, una crisis de futuro y que la razón era básicamente una falla moral de las élites.

Para Cosío, México no debía dejar su destino en manos de los intereses del poderoso vecino del norte, so pena de abdicar no sólo de su soberanía sino de su sentido mismo de comunidad histórica. Tampoco podía ya confiar en su clase política -la priista-, pues examinando al país en 1946, Cosío veía a la clase gobernante como irremediablemente tocada por la corrupción y por un escaso compromiso con el programa social, político y cultural que, se suponía, había sido la razón de ser de la lucha de Madero y sus sucesores. Y por lo que hacía a las alternativas, la situación era igual de desoladora: la izquierda había representado lo mejor de la Revolución pero ya estaba agotada y la derecha, el PAN, los empresarios y la Iglesia, eran incapaces de trascender sus intereses de clase en aras de un proyecto que tuviera sentido para una mayoría que desde siglos había sido encajonada en una cultura de la pobreza.

La nueva crisis

La crisis de México fue un diagnóstico que se efectuó hace 63 años, pero con unos cuantos cambios pudiera haber sido escrito hoy. El origen del problema, dijo Cosío, "proviene de que las metas de la revolución se han agotado". Hoy no sólo siguen agotadas las metas del viejo régimen, también lo están ya las del supuesto nuevo régimen ¡el que se inició hace apenas nueve años! En menos de dos sexenios, la vitalidad del cambio se consumió.

"La Revolución Mexicana, dijo Cosío, nunca tuvo un programa claro" pero, en la práctica, acometió tres grandes tareas: ensanchar el espacio de la libertad política, modificar la injusta tenencia de la tierra (acabar con el México de las "cien familias") y dar protección al obrero. Del propio ensayo se desprenden dos más: hacer que la educación formal llegara a las clases populares y dar contenido al nacionalismo. La Revolución nunca pudo cumplir plenamente esas cinco metas, pero al menos lo intentó. Hoy, el programa del panismo en el poder ha sido, si cabe, menos claro que el de la Revolución y sus logros aún más pobres.

En el 2000 se anunció urbi et orbi que México entraba en la etapa del "cambio", ¿pero cuál? No hubo modificación al modelo económico formulado por la troika priista De la Madrid-Salinas-Zedillo. El crecimiento de esa economía apenas si fue perceptible y hoy estamos en franca recesión. La histórica y profunda desigualdad social se ha mantenido sin variación y la ausencia de una auténtica reforma fiscal sigue siendo una de las razones de la debilidad del Estado. No ha habido avance en la lucha contra la impunidad o la corrupción. Tampoco una corrección de fondo en el desastroso sistema educativo. Por lo que a seguridad se refiere, estamos hoy tan mal o peor que antes (12 mil ejecutados en lo que va del presente sexenio). Las violaciones de los derechos humanos van en aumento. Las elecciones presidenciales del 2000 fueron aceptables pero ya no las del 2006 y, según una encuesta del 2008, sólo el 43% de los mexicanos realmente apoyan a la democracia como la mejor fórmula política, es decir, 14 puntos porcentuales menos que el promedio latinoamericano (www.latinobarometro.org).

Refiriéndose a la calidad del liderazgo de la Revolución hecha gobierno, Cosío dijo que en 1946 ya había llegado el momento en que "[l]o humanamente imposible era conservar la fe en un gobernante mediocre y deshonesto. Así, una corrupción administrativa general, ostentosa y agraviante, cobijada siempre bajo un manto de impunidad... [Todo esto] ha dado al traste con todo el programa de la revolución". Pues bien, sustitúyase "programa de la revolución" por "programa de los gobiernos panistas del cambio" o como se le quiera llamar y entonces se tendrá una explicación, entre otras cosas, del desastre electoral sufrido el 5 de julio pasado por el partido del gobierno.

"[H]a sido la deshonestidad de los gobernantes revolucionarios, más que ninguna otra causa, la que ha rajado el tronco mismo de la revolución mexicana". Sin duda que lo mismo puede decirse del sistema actual. Respecto del PAN, Cosío escribió hace 63 años: "me parece claro que Acción Nacional cuenta con tres fuentes únicas, aunque poderosísimas, de sustentación: la Iglesia católica, la nueva plutocracia y el desprestigio de los regímenes revolucionarios". Pues bien, esta última ya se anuló al punto que una parte importante de los mexicanos que fueron a las urnas en las últimas elecciones optó por los herederos de los "regímenes revolucionarios" y contra los herederos de Gómez Morin. Incluso es posible que, por su pobre desempeño, la plutocracia ya esté reconsiderando su apoyo al PAN.

Casi al final de su ensayo, Cosío hace referencia a la izquierda. Dice que por 30 años ésta llevó a la Revolución hasta donde llegó para, finalmente, perder su autoridad moral y política. Por tanto "es indudable que las izquierdas tendrían que purificarse o morir". Hoy, la categórica afirmación es tan válida como entonces y es el gran desafío para la izquierda.

Si, como afirmó Cosío en 1946, el postcardenismo fue el ahogo moral de México, hoy registramos una situación similar pero más aguda. El posible retorno del PRI al poder pudiera administrar el problema, puesto que él lo creó, pero no lo resolverá. Necesitamos una opción auténtica, distinta, radical.
kikka-roja.blogspot.com/

VIDEO: LORENZO MEYER CITA A DANIEL COSIO VILLEGAS: LOS PANISTAS SEÑORITINGOS LA DERECHA NO SON DEL PUEBLO : analisis politico en México

LOS PANISTAS SON CRIADOS DE LA PLUTACRACIA, LA IGLESIA, EL PUEBLO NO LOS APOYA
Mesa política con Carmen Aristegui segmento 1 - 14-07-09 MVS.
3 videos en 1

.
http://www.youtube.com/watch?v=_QZn8x85rgY
http://www.youtube.com/watch?v=IkzN8Ej8p1A
http://www.youtube.com/watch?v=9X46xoj-n7M

kikka-roja.blogspot.com lorenzo-meyer-las-crisis-de-mexico-la del 46 y la de ahora
AGENDA CIUDADANA Las crisis de México, la de 1946 y la de ahora Lorenzo Meyer

Sergio Aguayo

Sé que algunos de ustedes utilizan mi página www.sergioaguayo.org para escuchar los audios de la Mesa Política transmitida en el noticiero de Carmen Aristégui. Para su información, a partir de esta semana también se incluyen los videos en donde aparezco con Lorenzo Meyer y Denise Dresser.

Saludos.

Sergio Aguayo

facebook/sergioaguayo

twitter/sergioaguayo

-------------------------------
EL ARTICULO DE RENE DELGADO CITADO POR SERGIO AGUAYO
SOBREAVISO
A la deriva
René Delgado
11 Jul. 09

Sin liderazgos con respaldo moral, sin idea del rumbo a imprimirle al país, sin metas claras en dirección al porvenir y con todo y elecciones, el país atraviesa un muy mal momento: no hay algo que llene de orgullo a la nación y le dé satisfacción, invitándola a ir por más.

El incendio de una guardería con su trágico saldo pone en duda al conjunto de un servicio clave para favorecer el trabajo de padres y madres de familia; la ejecución de otro ciudadano más abandonado a su suerte después de denunciar al crimen vulnera el llamado a sumarse contra la delincuencia; y, en el colmo del absurdo, el patadón del director técnico de la selección de futbol a un jugador del equipo adversario habla de una desesperación incontenible. Todas esas estampas forman parte del álbum de la degradación de un país que resbala una y otra vez en la realización de sus anhelos.

Son pocos, poquísimos, los mexicanos cuyo desempeño todavía se distingue como modelo de actuación y, en esa medida, faltan referentes para entusiasmar a la ciudadanía en la idea de construir un mejor destino.

* * *

Quizá en el campo del cine, la plástica, la literatura, la arquitectura y en algunos nichos de la ciencia y el deporte se mantiene una cierta reserva estratégica de lo que el país -sus habitantes- puede ser y hacer. Fuera de esos ámbitos es muy difícil encontrar personalidades merecedoras de estar en la vitrina donde cada país guarda y exhibe sus trofeos.

Los prelados de la Iglesia, los más encumbrados gobernantes y líderes políticos, los dirigentes sindicales, los más afortunados empresarios, los más importantes magistrados y ministros han dejado de constituir la élite de los mejores hombres y mujeres, distinguidos o reconocidos por la ciudadanía como los señalados para representar, encabezar o conducir al país.

Día tras día, semana tras semana, algún evento los expone como los más vivos, como los más pícaros que, en el uso o abuso de su función o investidura, conquistan para su exclusivo bienestar o fortuna placeres, recursos, bienes, negocios, puestos o beneficios. No como los líderes acreditados en un cierto ámbito social. Sus seguidores, simpatizantes, afiliados, empleados y fans no pueden sino quedarse con el ojo cuadrado o, bien, entender que hay que ser como ellos no para corregir o mejorar las cosas, sino para conseguir lo que ellos logran.

El concepto de nación desaparece entonces, todo se vuelve un esfuerzo individual en beneficio propio y exclusivo, ajeno por completo a la comunidad o la vocación del servicio público o social.

* * *

En el vértigo de esa degradación, la confusión agranda el desastre. Sin confianza en la autoridad, cualquiera que ésta sea, sin confianza en la pulcritud de la indagación correspondiente, cualquier desgracia es casi obligado mirarla y explicarla desde el balcón de la sospecha, la corrupción, la complicidad o la negligencia.

Es lógico que así sea porque, cuando verdaderamente hay evidencia de corrupción, negligencia, complicidad u omisión, la autoridad se empeña en evitar presentar las cosas como son y actuar en consecuencia. Es socorrido el recurso de transformarlas en sucesos insólitos o aislados y, por lo mismo, imposibles de prevenir y, desde luego, de castigar o sancionar.

Así, resulta que los muertos por la crisis política que vivió Oaxaca fallecieron quién sabe por qué; la violación de los derechos humanos de una periodista por denunciar a un pederasta no es de gravedad aunque implica a un gobernador; el encubrimiento de un sacerdote pederasta por parte de un cardenal es una peccata minuta; los mineros de Pasta de Conchos forman parte de un pasado sin solución; los arreglos de un ministro y un jefe del Ejecutivo para usar como ariete el Estado de derecho contra un adversario político es un interesante tema de conversación y nada más; los asesinos de dos mineros muertos por bala en Lázaro Cárdenas son un enigma; el fracaso de la mejora educativa en razón de una alianza política no debe ser motivo de preocupación; el afán de involucrar a la esposa del presidente de la República en la tragedia de la guardería no pasa de ser un recurso válido en la guerra sucia; el uso con fines políticos del combate al crimen es cuando más un ardid electoral...

Si todo eso queda bajo el tapete de la impunidad, el abuso, la anécdota o la complicidad, por qué entonces no sospechar que un temblor, una tromba, un huracán sean producto también de la complicidad de gobernantes, legisladores y ministros en el afán de sobrevivir a sus errores. Por eso la degradación que vive el país toma, por momentos, visos de un destino manifiesto.

* * *

Desde hace años, el país vive esa situación. No ha construido nuevos liderazgos con respaldo moral ni ha cuidado los que tenía, y la esperanza que en ese sentido significó la alternancia en el poder muy lejos quedó de constituir una alternativa.

Hoy mismo, a unos días de la preocupación que el anulismo significó a los candidatos y los partidos políticos ese asunto ya pasó al archivo de los recuerdos. En nada inquieta a las dirigencias partidistas el que una porción ciudadana haya optado manifiestamente por no elegirlos, ahora la atención está concentrada en cobrar revancha dentro de sus propias formaciones para ver quién es quién en la recomposición de fuerzas.

En Acción Nacional y en el Partido de la Revolución Democrática la atención está puesta en llevar a cabo el ajuste de cuentas internas para cobrar la factura derivada de la derrota. Aprecian su ruina como una fortuna. En el partido tricolor todavía no acaban de descifrar cómo gobernar y aprovechar esa fuerza tetracéfala que les dejó su triunfo: Enrique Peña, Beatriz Paredes, Manlio Fabio Beltrones y el elenco de gobernadores no están muy claros en el qué y el cómo hacer lo que podrían.

* * *

Vuelven los líderes del país a la irrenunciable tarea de explorar su ombligo y ver qué pueden hacer para aparecer mejor calificados en la próxima encuesta, sin voltear la vista a ese vértigo de sucesos que advierte la degradación.

Los niños de la guardería de Hermosillo ya fueron enterrados y, ahora, la atención está sobre el listado del conjunto de guarderías. El joven mormón y su cuñado ya fueron debidamente enterrados y el caso ya fue atraído por la Procuraduría General de la República, garantizando guardar muy bien ese expediente junto con tantos que acumula. El patadón de Javier Aguirre se olvidará con el juego de mañana. Por lo demás, ya ocurrirá algo estos días que cambie el foco de atención, aunque mantenga la tensión social.

Sin liderazgos, sin ideas, sin metas es muy difícil encontrar motivo de orgullo.


Correo electrónico: sobreaviso@latinmail.com

kikka-roja.blogspot.com/

EL IETU ACABA CON ESCUELAS PRIVADAS, ESCUELAS DE MONJAS EXENTAS

  • Alrededor de 500 planteles cerrarán y unos mil 500 profesores perderán su empleo, añade
  • Dejarán unos 450 mil alumnos las escuelas privadas, revela la ANEP
  • Los institutos laicos, los más afectados por la crisis y el IETU; los centros religiosos, exentos
NI PRIVADAS, NI DE MONJAS, LE ESCUELA DEBE SER PUBLICA,
LA EDUCACION DEBE SER LAICA, DE CALIDAD Y GRATUITA.

FUERA LA IGLESIA DE LA POLITICA Y DE LA VIDA DE LOS NIÑOS
IGLESIA CATOLICA DE RATEROS, GOLPEADORES Y ASESINOS.

Foto El sistema educativo privado enfrentará su peor crisis desde este ciclo escolarFoto Archivo La Jornada
Karina Avilés

Como efecto de la crisis económica, las escuelas privadas perderán en el siguiente ciclo escolar alrededor de 450 mil alumnos de educación básica; entre 400 y 500 planteles cerrarán o suspenderán temporalmente sus servicios y unos mil 500 maestros y empleados se quedarán sin trabajo, revela un estudio de la Asociación Nacional de Escuelas Particulares en la República Mexicana (ANEP).

Se trata de la peor crisis del sistema educativo privado en dos décadas, advierte en entrevista el director general de la ANEP, Alfonso Arellano, quien señala que de continuar con esta tendencia está anunciada la muerte de las escuelas privadas laicas porque los centros confesionales no se han visto afectados, ya que el actual esquema de tributación, desde el gobierno de Vicente Fox está beneficiando únicamente a las instituciones religiosas.

La asociación afirma que las zonas en donde el cierre de escuelas y la emigración de alumnos de centros privados a públicos será más grave en el Distrito Federal, Guadalajara, Mérida, Monterrey y el estado de México.

La ANEP señala además que ya existe una cartera vencida con cerca de 400 mil padres de familia. Con colegiaturas promedio de entre 3 mil y 5 mil pesos mensuales en los planteles de enseñanza básica, los adeudos por cada familia oscilan entre los 10 mil y 15 mil pesos, precisa Arellano.

La baja de alumnos en los planteles de paga afectará sobre todo a la enseñanza primaria. Tan sólo en la capital del país, se calcula que 300 planteles no abrirán sus puertas en agosto, ya que solicitaron una suspensión temporal para no perder el Registro de Validez Oficial.

En el panorama que ofrece la ANEP para el ciclo escolar 2009-2010 se anticipa también que habrá una disminución real de 15 por ciento de las percepciones económicas del personal docente y se perderán unos mil 500 empleos.

Arellano indicó que desde el año pasado, el mercado de la enseñanza privada se atomizó: No hemos crecido en el porcentaje (de alumnos), pero sí en el número de escuelas. Se ha duplicado en el número de planteles en los pasados tres años.

En este sentido, indica que la matrícula de la primaria privada representa entre 10 y 12 por ciento del total nacional, mientras que la de la secundaria significa 7 por ciento y la del preescolar llega a 12 por ciento.

Destacó que esta situación de crisis también obedece a la puesta en marcha del impuesto empresarial de tasa única (IETU), el cual sólo favoreció a las escuelas religiosas porque éstas pudieron convertirse en donatarias, y dijeron, bueno, yo me cambio a ser donataria, me saco el dinero de la bolsa de la escuela y me lo guardo en la bolsa de la organización religiosa que represento, y la organización religiosa sigue sin pagar impuestos. A las laicas nos pegó porque nosotros no podemos hacer eso, no nos podemos volver donatarias.

kikka-roja.blogspot.com/

Buscar este blog

Gracias por tu Visita ¡

Todos los Archivos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...