BUSCA, BUSCADOR

viernes, 11 de diciembre de 2009

Carstens, reprobado: Pablo Gómez

Carstens, reprobado
Acentos
Pablo Gómez

2009-12-11•Acentos

Recomendar

Agustín Carstens está reprobado. Su calificación proviene de haber hecho caso a Calderón en todo, aunque, ciertamente, él es también artífice de todo. El ex secretario de Hacienda dijo que México sufriría un catarro cuando el mundo iba a tener tremenda gripe o pulmonía. En realidad, nuestro país sufrió más que el resto del planeta: somos el primer lugar en recesión económica en 2009. Esto ya sería suficiente motivo para impedir que Carstens ocupara la dirección del Banco de México. ¿Qué confianza puede tener el Senado para confirmar a una persona que se equivoca tan groseramente en un tema tan importante para su país?

Pero la reprobación más importante es la que se desprende de la consecuencia del error de cálculo sobre la crisis: el gobierno mexicano no puso en marcha ningún programa o plan para esquivar la crisis económica de 2009 —iniciada en 2008—, sino que navegó con la idea de que las crisis se superan solas, la cual es cierta, pero se soslayó que el mayor problema no es la crisis misma sino la fuerza y naturaleza de ésta y, por tanto, la manera de hacerle frente. Aquí la reprobación es de cero de calificación.

Existe al mismo tiempo un problema de constitucionalidad. El Banco de México es autónomo según reza la ley fundamental. Un destripado del gabinete de Calderón —Carstens— no debería asumir la dirección del banco pues representa al gobierno, ha sido parte de éste durante tres años, es autor de la política hacendaria. Se trata, en efecto, del ministro de finanzas del gobierno que ahora es postulado para director del banco central, teóricamente autónomo. ¡Qué expliquen este contrasentido, por favor!

Es verdad que Zedillo hizo eso mismo con Ortiz —ante la protesta del PAN, entre otros— pero eso no justifica que lo haga Calderón. Este último decidió remover a Carstens y le busca un premio de consolación, un puesto que sustituya el que hasta hace unos días tenía en el gabinete. ¿Es esto admisible? Si lo es, ¿bajo qué punto de vista?

Ya sabemos que muchos comentaristas dirán que Carstens es la gran cosa, un economista destacadísimo. Pero ese señor no es un economista, es un financista, que no es lo mismo, y el Banco de México no es una institución privada; bueno, eso se piensa.

Mas Calderón, quien vive de espaldas al país, postula a Carstens sin el menor rubor. Él debe pensar que el Banco de México, como el Inegi, está hecho para recibir a los destripados de su gobierno. Pero existe otro punto de vista. Tanto el banco como el Inegi son organismos de Estado que no deben recibir a los militantes del gobierno, subordinados del presidente en turno, sino a personas que por su trayectoria hayan prestado servicios al Estado sin militar en el gabinete legal que se encuentra en funciones. Carstens ha llegado al límite del cinismo: ha dicho que él irá adonde lo mande su jefe, Calderón, y que está bajo las órdenes del mismo. ¿Y la cacareada autonomía del Banco de México, tan exigida y luego proclamada por el mismísimo FMI?

Carstens fue el negociador de la reciente reforma fiscal, es decir, un aumento de impuestos en plena recesión, y sostuvo que esa era la línea correcta que el mundo entero iba a seguir en lo sucesivo. Superó al FMI, donde militó durante años. Y este es otro problema de la postulación de Carstens: él es también un hombre del FMI. Una quintacolumna amenaza al banco central mexicano, se llama Carstens.

Por último, una pregunta pertinente: los críticos o sedicentes críticos de la política económica del actual gobierno, ¿tendrán algún argumento para votar a favor de Carstens o los motivos verdaderos no se pueden confesar?
pgomez@milenio.com
kikka-roja.blogspot.com/

La magnífica jugada de Felipe: Marcela Gómez Zalce

La magnífica jugada de Felipe
A Puerta Cerrada
Marcela Gómez Zalce

2009-12-11•Política

• Violencia desbordada
• La nueva guerra del 2010…

Dos razones mueven al hombre, mi estimado, el interés y el miedo. Inquietante la semanita que finaliza con el delicado bullicio de AI alrededor de violaciones a los derechos humanos por parte de nuestras fuerzas armadas, que pagarán un altísimo costo por no poner meditar el daño colateral de esta irreflexiva aventura militar que ha logrado escalar la violencia a límites insospechados.

Violencia que alcanza, lastima y atemoriza al país entero que vive jornadas inéditas de sangre que contrastan con grotescos discursos sobre magia y justificaciones estériles ante lo que es un descomunal fracaso en estos tres años de descontrolado (des)gobierno.

La cereza del pastel suma la severa misiva del ex presidente del PAN, Manuel Espino, quien hace una denuncia clara, específica y detallada de lo que se ha convertido Vive México en Ciudad Juárez, donde lo ordinario son las balas que hablan silenciando la normalidad de una ciudadanía harta de los peligrosos saldos de la fallida aventura presidencial agregándose al reciente tsunami de violencia, my friend, donde el promedio de muertes en diversas entidades alcanza cifras que ya no parecen conmover a nadie, lo que advierte de una neblina de sugestivo desánimo o peor aún… de volátil resignación.

Resignación porque el Estado —al frente de Felipe y su PANdilla de cuates— ha fallado en estos tres años. Resignación por la impunidad, corrupción y porque no hay rumbo, brújula ni dirección para que el país navegue las aguas de la emocionante adversidad que tanto vivifican el achispado ánimo presidencial. Resignación que sutilmente se convierte en contrariedad y molestia ciudadana ante un (des)gobierno rebasado y en medio de una temible crisis económica y de desempleo… que originará el aumento en distintos rubros de crímenes además de engrosar las filas de la organizada delincuencia.

Y en medio del oscuro panorama, Felipe Calderón toma decisiones equivocadas, de revancha y con tufo electoral que desencadenan una cascada de inquietud, nerviosismo e incertidumbre. La llegada de Ernesto Cordero a la Secretaría de Hacienda advierte no sólo el claro tinte (azul) político sino la mano (limpia, of course) del autoritarismo presidencial que podría caer en la tentación de utilizar la dependencia como bastión para asestar simpáticos golpes para aplacar una evidente ola de enfado e irritación que Vive México en poderosos sectores y en una amplia base social…

Una cosa quedó clara con la llegada de Ernesto a Hacienda: Felipe Calderón, a partir del año próximo, jugará rudo and without mercy. El meditado cálculo presidencial logró quitarle al PRI la tranquilidad que le daba mantener aliados dentro de una dependencia como la encabezada por Carstens, yes?

Cuidado y que nadie se equivoque...

Ahora, mi estimado, con la PGR de Arturo Chávez y la Hacienda de Cordero se cierra la delicada pinza blanquiazul para meter orden en el enfurecido caos que reina en poderosos sectores… incluyendo el empresarial. Sobre todo cuando desde el (des)gobierno se gestan ya un par de simpáticos misiles fiscales para colocar algunos divertidos puntos sobre las íes durante el primer trimestre del 2010. El inicio de las hostilidades en una guerra contra el monstruo que es Hacienda para apretar, presionar y ajustar viejas cuentas con quienes han desafiado, retado y despreciado una PANdilla cuyo jefe tiene, bastante más claro de lo que se percibe, el complicado contexto y las herramientas que serán utilizadas para comenzar un nuevo leverage en las mesas de negociación. ¿Me sigue?

Porque hay de guerras a guerras. Y Hacienda, my friend, es un mal enemigo y lo saben los que han leído con cautela e inquietud el atractivo obsequio navideño. Uno cuya capacidad de destrucción es instantánea y letal. Y hoy está tripulado por la lealtad de un amigo que cumplirá toda instrucción.

Y con todo y la oscilación en los mensajes de Felipe que un día afirma que en Hacienda y el BdM no se sufrirán cambios, el día después anuncia lo contrario. Mientras José López Portillo afirmaba defender al peso como un perro Calderón defiende igual a un hombre de peso sin importar su estruendoso fracaso como titular de las finanzas públicas. El hoyo negro que se destapó después de la debacle electoral del partido en el poder (del no poder) ostentó la fragilidad de la cacareada solidez financiera.

Se avecinan tiempos muy peligrosos. Con vientos de cambio. Y el cambio, my friend, es la reversa. Aderezada además de ánimos destructivos y de venganza.

¡Adiós!
gomezalce@aol.com
kikka-roja.blogspot.com/

Astillero: Loret de Mola y discurso del odio: Adiós a Ponfilio:

Astillero
  • Adiós a Ponfilio
  • Daño a la izquierda
  • Carstens: las formas
  • Loret y discurso del odio
Julio Hernández López
Foto
Mitin de trabajadores del Sindicato Mexicano de Electricistas ayer a las afueras del Palacio de Justicia Federal de San Lázaro, para esperar la resolución de la audiencia constitucional Carlos Ramos MamahuaFoto Carlos Ramos Mamahua
Amenos que su alter ego documental, Ponfilio, impugne hoy lo que ayer hizo Rafael Acosta Ángeles, ha de suponerse que ha llegado a su fin esa parte individual del pésimo espectáculo de manipulaciones, oportunismos e inconsistencias que como marca comercial se hizo llamar Juanito.

El saldo de ese episodio sórdido es desfavorable para lo que suele llamarse izquierda: la carga negativa del mitote fue adjudicada a un lopezobradorismo que actuó en imaginativa defensa legítima luego traicionada; los responsables originales del desaguisado, los miembros del tribunal electoral federal, gozan de impunidad y sus kafkianas decisiones ni siquiera están muy presentes en la percepción social del asunto; el PAN de alguna manera logró penetrar un territorio que hasta ahora le era inaccesible; el escandalito del inflado personaje de la banda en la frente sirvió para distraer la atención pública de asuntos verdaderamente graves y, finalmente, si se cumplen las versiones que ayer circulaban sobre el asunto, resultaría que el ganador final de todo este embrollo acabaría siendo el jefe del gobierno capitalino, Marcelo Ebrard, que entre sus cartas de relevo tiene a un candidato propio que acabaría insertándose en el campo bélico iztapalapense a título de la famosa tercería en discordia de los mejores tiempos del priísmo clásico.

El desenlace anticlimático del asunto, mediante el inodoro water loo de las actas de nacimiento, la renuncia formal matutina y la huida vespertina por la misma puerta trasera por la que nueve días atrás había ingresado, no debería evitar que esa izquierda involucrada en el episodio de Juanito revisara la textura de su tejido, teniendo siempre presente que en todo movimiento social hay infiltraciones, improvisaciones y provocaciones y que el oscuro porvenir que pintan el felipismo vengativamente recompuesto y el priísmo taimadamente acompañante necesitan revisiones, replanteamientos y una gran inteligencia política. De otra manera, siempre habrá a la vuelta de la esquina el peligro de otro Juanito.

Juanito Calderón ya ni las formas cuida. A pesar de las advertencias públicas que legisladores relevantes le hicieron en el sentido de que estaba agotando el plazo legal para la presentación de su propuesta de nuevo gobernador del Banco de México, el panista de La banda las desatendió y, ayer, la Junta de Coordinación Política del Senado acordó presentar en la plenaria del próximo martes un "severo" extrañamiento al remiso Felipe. Así como Calderón pudo rendir protesta juanitera (por la puerta de atrás) en diciembre de 2006 gracias al control político de Manlio Fabio Beltrones (que tuvo una cuidadora de asiento de lujo en Ruth Navarrete, que peleó ferozmente por impedir que alguien ocupara el sitio de la presidencia del Congreso... hasta que llegó el sonorense, a quien redituablemente se lo cedió), ahora Carstens podrá instalarse en el Banco de México gracias a la "comprensión" del entramado senatorial beltronista que, de otra manera, podría haber entrampado procesalmente la propuesta de Los Pinos por su carácter extemporáneo, lo que daría pie a especulaciones y nerviosismo financieros de pronósticos reservados. ¿A cambio de qué se deja el camino libre a Carstens? Ya se verá en próximas sesiones del tianguismo político de elite.

Astillas

Enaltece a Carlos Loret de Mola que haya ofrecido disculpas ayer en su columna de El Universal, Historias de Reportero, a quienes se han manifestado, sobre todo en Twitter, contra el Teletón y a quienes el conductor de noticieros de Televisa había vinculado en anterior entrega, sin pruebas, con actos de terrorismo cuando menos telefónico. Carlos reinstaló el tema en el casillero adecuado: el de la opinión, no el de la acusación; el de la divergencia, no el de la represión. En ese terreno, el de la opinión, todo cabe; no en el de la vacua denuncia judicialmente favorecedora de la mano dura siempre necesitada de pretextos. En su opinión, Loret de Mola encuentra dos segmentos de tuiteros o, en general, de activistas contra el Teletón. Uno de ellos es respetable y a él ofrece "si me expresé sin exactitud, una disculpa", pero a otro, el de unos presuntos promotores de discursos perversos, les mantiene un tono distinto: "Para los segundos, que parecen más, ni una línea atrás, ni una disculpa y sí una condena y un anuncio: a mí no me amedrentan". Según la opinión de Loret de Mola, los segundos se distinguen a partir de "el discurso que no cuestiona sino odia, que no argumenta sino insulta, que no está abierto a modificar su posición sino que amenaza, que entiende la libre expresión como espacio para la violencia verbal (casi siempre anónima) contra quien piensa diferente"; ese segmento, "estoy convencido, conduce a violencia física, a las amenazas de bomba y a las bombas". Por lo que respecta al nicho "positivo" de opositores al Teletón, este tecleador astuitero toma nota y agradece la sensibilidad de Carlos. Pero ello no implica compartir la división entre tuiteros buenos y malos, y el tono de confrontación. Toda amenaza e insulto es reprobable, pero también ha de recordarse que el discurso del odio ha sido principalmente impulsado desde los grandes medios de comunicación que se han convertido en voceros de una parte del país y ofensores del otro segmento. Pero, bueno, esta es una opinión, como las de Loret de Mola, y pueden debatirse sin violencia ni exabruptos... Un tufo hildebrándico acompaña los fallidos esfuerzos de Gobernación por declarar ganador del gran negocio de la compra del software que se usará en las cédulas de identidad felipistas. Ayer, por quinta ocasión, Bucareli postergó el anuncio del fallo. Según eso, será este lunes... Y, mientras hoy se resuelve la estratégica solicitud de recurso de amparo presentada por trabajadores del SME contra el decreto felipista de desaparición de Luz y Fuerza del Centro, ¡feliz fin de semana, con Obama patinando para recibir premios de paz cuando alienta guerras (o golpes hondureños "pacíficos")!

Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx

kikka-roja.blogspot.com/

Juanito: 'la commedia e finita': Miguel Ángel Granados Chapa

PLAZA PÚBLICA
Juanito: 'la commedia e finita'
Miguel Ángel Granados Chapa
11 Dic. 09

A tiempo de dedicarse por entero a otra, que se estrena esta noche en el Teatro Blanquita de la Ciudad de México -dirigida por el eminente primer actor Alberto El Caballo Rojas- ayer terminó la comedia protagonizada por Rafael Acosta Ángeles, apodado Juanito. Salvo que hubiera mudado de opinión a última hora, extremo que no debe excluirse dada la versatilidad de su temperamento, el jefe delegacional de Iztapalapa habría notificado su separación definitiva del cargo que, a trompicones, con pena y sin gloria alguna pretendió ejercer dos semanas exactas.

Hace una quincena, el viernes 27 por la noche, Acosta Ángeles dio por concluida de modo abrupto la licencia por 50 días que había solicitado como preámbulo a su retiro, al que se había comprometido con pobladores de Iztapalapa y en presencia de Andrés Manuel López Obrador, que ideó una complicada maniobra para restituir a Clara Brugada la candidatura perredista a la jefatura de esa delegación, la más extensa, la más poblada, la más menesterosa y la de mayor presupuesto entre las 16 demarcaciones del Distrito Federal. En vez de esperar a recibir formalmente el mando delegacional, lo que hubiera podido hacer alegando derechos ciertos, Juanito eligió entrar por la puerta trasera del edificio delegacional, que le fue abierta por dos partidarios suyos que penetraron al inmueble mediante escaleras, en un asalto sin atenuantes.

En las dos semanas corridas desde entonces Iztapalapa ha conocido un esbozo de lo que sería el gobierno ejercido por una persona incapacitada para hacerlo. En una amplia porción del territorio correspondiente ha disminuido o de plano cesado la vigilancia policial (la que estaba a cargo de la policía auxiliar) pues la mayor parte de los miembros de ese cuerpo han sido requeridos para proteger el edificio de gobierno. Como la mayor parte de los funcionarios designados por Clara Brugada en su papel de directora jurídica y de gobierno, en reemplazo de Acosta Ángeles durante su licencia, han sido cesados o se retiraron del cargo, mientras que sus reemplazantes, si los haya, no desempeñan su tarea oficialmente. El jefe delegacional, al que ninguna autoridad capitalina debería reconocer como tal pues no constó formalmente que tomara su responsabilidad una vez concluida su ausencia temporal, ni siquiera ha comunicado de modo formal sus nombramientos, lo que en el mejor de los casos implica un desorden administrativo que repercute en la mala calidad de los servicios delegacionales, pues en casi ninguna de las áreas hay jefes que tomen decisiones.

Ante la precariedad de la posición de Juanito, éste designó a la panista Alejandra Núñez como directora jurídica y de gobierno, para el caso en que el delegado tuviera que marcharse. De esa manera el PAN pretendía sacar provecho de una situación generada por conflictos internos en el PRD. Para que no se impute a ese partido una intromisión que es imposible de ocultar, la directora Núñez renunció a su militancia panista. Ha de creer que eso le permitirá ser considerada como candidata viable en el momento de la sucesión. Acción Nacional, sin embargo, actúa con dos cartas sobre la mesa, que corresponden a la pugna interna de ese partido en la Ciudad de México. Mientras que Mariana Gómez del Campo, la lideresa regional y diputada local apoya a Juanito pero se dispone a que Núñez lo sustituya en caso de retiro, la ex delegada en Miguel Hidalgo, Gabriela Cuevas consiguió que en San Lázaro la Comisión del Distrito Federal presentara un punto de acuerdo que no fue tramitado y que podría perder materia. La diputada Cuevas, refiriéndose al procedimiento en contra de Juanito que ayer estaba por resolverse en la Asamblea Legislativa, propuso que en caso de destitución, "se consense con todas las fuerzas políticas la designación del encargado de despacho".

En el mensaje de un importante grupo de personas con presencia pública -tan relevantes como Elena Poniatowska y Carlos Monsiváis- difundido ayer bajo el título "Demandamos respeto a la voluntad popular en Iztapalapa, se propone no olvidar que el origen de este conflicto se encuentra en una determinación injusta y arbitraria del Tribunal federal electoral, que violentó los derechos políticos de la ciudadanía de esta delegación al cancelar el registro de la candidata que tenía el respaldo mayoritario del electorado".

En efecto, una sesgada sentencia de la justicia electoral que tomó partido en un diferendo interno del PRD fue resistida políticamente por Clara Brugada, que contó para el efecto con el apoyo de López Obrador. Ante él, Juanito se comprometió públicamente a renunciar al cargo, de obtenerlo como ocurrió, por la fuerza de una movilización que, como fue explícito y claro, en realidad instaba a votar por Brugada. Acosta Ángeles era candidato del PT y en una delegación dominada por el voto perredista, de haber hecho campaña con sólo el apoyo de su partido, apenas hubiera figurado. No obstante, debido a su propia veleidad y al poderoso influjo que sobre su personalidad ejercieron diversos intereses coaligados para frustrar una operación política victoriosa que mostró las aptitudes de López Obrador para la movilización electoral, Juanito faltó a su palabra y con ello generó un conflicto que parece haber llegado a su fin.

Con cautela habría que decir que sólo parece, pues de Juanito todo puede esperarse. Si en efecto se va habrá que declarar, con la fórmula clásica, usual en el teatro que la commedia e finita.



Cajón de Sastre

El desenlace de este sainete (me refiero naturalmente a la pretensión de Rafael Acosta Ángeles de ejercer un cargo para el que no fue elegido, por más que en la forma ocurriera lo contrario) tiene que conjugar la aplicación de la ley y el ejercicio de la política. Es de atender el pedido expreso de miles de residentes en Iztapalapa y de personas que viven fuera de esa delegación pero están conscientes de la relevancia de lo que allí ocurre, de que sea Clara Brugada la reemplazante del ya ex jefe delegacional. Sólo de esa manera cumplirá cabalmente la voluntad de 180 mil votantes que concedieron a "Juanito" un poder pasajero que él malversó. La mitomanía de este hilarante protagonista de la picaresca incluye un rasgo que me ofende particularmente, porque se ostentó en algún momento como nieto del general Felipe Ángeles, el más claro de los héroes de la revolución nacido en Hidalgo y ejecutado en 1919 por su fidelidad a sí mismo, en una actitud que denota sin lugar a dudas que nada tiene que ver con su presunto descendiente.


miguelangel@granadoschapa.com
kikka-roja.blogspot.com/

El cisne: Luis Javier Garrido

El cisne
Luis Javier Garrido
El vacío institucional de poder que existe en México está determinando que los intereses más oscuros estén ya maniobrando, de espaldas a los mexicanos, y con una enorme antelación para volver a hacer una imposición en 2012.

1. La campaña presidencial de 2012 está abierta en México con tres años de anticipación, como consecuencia del fracaso histórico del segundo gobierno panista y del pánico que se ha ido apoderando de las mafias asociadas a Felipe Calderón ante el desastre institucional que prevalece en el país y el riesgo de que en 2012 esos grupos que se han ido apoderando del poder económico y político de México pierdan las elecciones presidenciales, y con ellas los enormes negocios que han ido amasando en las dos décadas de neoliberalismo depredador.

2. Las acusaciones que desde la derecha se hacen a Felipe Calderón, de haber abandonado en medio de la desazón y de la incompetencia la conducción del aparato gubernamental, y de mostrarse incapaz de negociar e impulsar en los tres años que le faltarían una salida a la actual situación crítica, han sido respondidas por el gobernante panista de facto con decisiones bruscas y atrabiliarias, como el asalto a Luz y Fuerza del Centro y ahora el intento de destruir el Sistema Postal Mexicano, pero no con una actitud sustentada en la razón, y lo que ahora acontece no es la excepción.

3. La respuesta más directa de Calderón a esos grupos es ahora la de modificar el gabinete de gobierno en esta parte final de 2009, a fin de promover al que es su candidato a sucederlo en el cargo, el actuario Ernesto Cordero (secretario de Desarrollo Social), como nuevo titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, y enviar con dicho nombramiento una serie de mensajes: a los cuadros panistas que lo cuestionan, reiterándoles que él tiene la facultad no escrita de imponerle su candidato al PAN, a los priístas y a los panistas-salinistas de que la corriente del PAN que él encabeza no está dispuesto a apoyar al gobernador mexiquense Enrique Peña Nieto como un candidato de unidad PRI-PAN en 2012 con el objetivo de cerrarle el camino a Andrés Manuel López Obrador, y a los empresarios de adentro y de afuera del país que va a haber una continuidad en el proyecto económico actual.

4. Las designaciones anunciadas en Los Pinos no hacen más que mostrar el desprecio del calderonismo por el país, pues tratar de imponer en el Banco de México a quien fracasó en Hacienda es una aberración, de la misma manera que enviar a un actuario incompetente a manejar las finazas públicas, pero al parecer lo que importa a los panistas es el proyecto transexenal.

5. Dicho proyecto, que como todo mundo sabe, no es otra cosa que la aplicación de los programas privatizadores de los organismos financieros internacionales, se le ha atorado a Calderón por las resistencias que se manifiestan en el PRI y en el PRD para que se desmantele por completo a la nación y se ceda el control del aparato estatal mexicano a Washington a fin de dejar a nuestro territorio como un simple protectorado de Estados Unidos, en el que los mexicanos no tendrían ya los derechos sociales que alguna vez sustentaron al régimen surgido de la Revolución Mexicana.

6. Lo más significativo de lo que acontece es que esta decisión la ha anunciado Calderón al día siguiente de recibir en Los Pinos a Arturo A. Valenzuela, el ex profesor chileno de la Universidad Georgetown en Washington estimado como el principal experto sobre Latinoamérica en Estados Unidos, quien fue confirmado el 5 de noviembre por el Senado estadunidense como nuevo subscretario adjunto de Estado para el Hemisferio Occidental, y quien vino a leerle la cartilla. La paradoja de Valenzuela no es, por consiguiente, tan sólo que como académico haya pugnado por un mundo sin violaciones a los derechos humanos y que como político y diplomático esté ahora defendiendo las políticas belicistas de Barack Obama –quien organizó el golpe de Estado en Honduras, y ahora, faltando a sus promesas de campaña, en vez de retirar sus tropas está enviando 30 mil soldados más a Afganistán, y manteniendo la prisión de Guantánamo–, sino que esté ahora tratando de fortalecer en el continente el presidencialismo por encima de las leyes que tanto criticó como académico.

7. En su libro Las crisis del presidencialismo, escrito al alimón con el profesor hispánico Juan J. Linz, y publicado por Alianza Universidad en 1997, Valenzuela sostiene que el sistema presidencial ha funcionado de manera perversa en América Latina, y particularmente en México, y pugna porque se le reforme o se le sustituya por algún modelo de parlamentarismo más democrático, y ahora viene a México a demandarle a los panistas que actúen conforme a las antiguas reglas "no escritas" del sistema priísta y sigan excediéndose en sus atribuciones, como hasta ahora lo han hecho, o mejor dicho en las atribuciones constitucionales que tendrían de haber sido elegido Calderón, y actúen a contracorriente de lo que acontece en la mayor parte del continente.

8. Las presiones que vienen de Estados Unidos buscan que el gobierno panista acelere el desmantelamiento del Estado y del marco constitucional mexicano y que se den prisa en el programa de privatizaciones, por lo que no extraña que desde Los Pinos se exigiera abruptamente a los legisladores el miércoles 9 que aprobaran al vapor una extraña y anticonstitucional norma denominada "Ley de asociaciones público-privadas", que por su denominación parece ser una aberración jurídica más, ya que pretende "legalizar" el contratismo privado en áreas en las que constitucionalmente está prohibido, y dándoles además a los privados el privilegio de elaborar ellos mismos dichos contratos de obras.

9. El proyecto de imposición que elucubran Calderón y sus amigos corre el riesgo de ser sin embargo su última gran decisión –su "canto del cisne" adelantado–, pues existe en México una gran oposición a que las cosas sigan como están, y que un país que dispone de enormes recursos naturales y humanos y de un proyecto histórico, se halle en manos de un puñado de pillos sin escrúpulos que no buscan otra cosa que saquearlo.

10. Los tres años que vienen van a configurar por consiguiente una confrontación mayor entre las mafias en el poder y el pueblo ciudadano, y el destino del país por muchos años.
kikka-roja.blogspot.com/

Buscar este blog

Gracias por tu Visita ¡

Todos los Archivos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...