BUSCA, BUSCADOR

viernes, 15 de enero de 2010

FRANCIA: ANULAR DEUDA DE HAITI

Pide Francia anular deuda de Haití
Rescatistas franceses salvaron a un estadounidense, mientras los norteamericanos extraían a una gala de los escombros en el capital haitiana.
Francia hizo el mismo llamado a Venezuela y Taiwán, quienes no forman parte del grupo del Club de París

AFP REFORMA.COM
Y A QUIEN DIANTRES LE PUEDEN COBRAR ALGO ¡¡, LOS POBRES NO TIENEN CASA, LOS RICOS SON EXTRANJEROS,

SI ALGO PARECIDO OCURRIERA EN MEXICO, ENTRE JUDIOS Y GRINGOS SE DISPUTARIAN LA PROPIEDAD

FELIPE CALDERON DIRIA: "Y ESTA NOCHE DONDE VOY A DORMIR" en el princes o en el
Burj Al Arab

París, Francia (15 enero 2010).- El Gobierno francés pidió el viernes al Club de París que anule la deuda de Haití, de unos 200 millones de dólares, tras el sismo que el martes devastó a ese país, el más pobre de AL, anunció el viernes la Ministra gala de Economía, Christine Lagarde.

"He solicitado al Club de París que concluyamos la anulación de la deuda de Haití", indicó a la prensa la titular de Economía, Christine Lagarde.

El Club de París, presidido por Francia, y que reúne a 20 de acreedores públicos de países desarrollados, se reunirá el miércoles próximo y este tema estará en el orden del día, precisó más tarde la dependencia que encabeza Lagarde.

"También voy a contactarme con otros dos países que no son miembros del Club de París: Venezuela y Taiwán, importantes acreedores de Haití para que puedan estudiar una anulación de la deuda a la mayor brevedad", agregó.

Haití fue devastado el martes por un terremoto de magnitud 7 en la escala de Richter que causó unos 50 mil muertos según la Cruz Roja.

Los integrantes del club acordaron cancelar 62.7 millones de dólares bajo la iniciativa del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial para países pobres con grandes cantidades de deuda y otros 152 millones por convenios bilaterales.

Francia pidió a los países que aclaren cuánto se ha cancelado de esa deuda y cuánto sigue en pie del total de los 54 millones de euros que Haití le debe, luego de haber cancelado cuatro millones antes del terremoto, agregó.

kikka-roja.blogspot.com/

Veto al presupuesto: Miguel Ángel Granados Chapa

PLAZA PÚBLICA
Veto al presupuesto
Miguel Ángel Granados Chapa
15 Ene. 10

En el número 10 de su propuesta de reforma política -dada a conocer hace exactamente un mes, y enviada el propio 15 de diciembre al Senado-, el presidente Felipe Calderón pidió que se faculte al Ejecutivo a presentar "observaciones parciales o totales a los proyectos de ley aprobados por el Congreso y al Presupuesto de Egresos de la Federación".

El pedido es extrañamente redundante. No se entiende por qué ha de reformarse la Constitución para establecer lo ya establecido: El Ejecutivo puede vetar las decisiones del Congreso. Será que el Presidente quiere una fórmula que lo exprese de manera directa. Pero con base en lo dicho en el artículo 72 constitucional la Presidencia ha devuelto a las Cámaras minutas con cuyo contenido no está de acuerdo, y lo ha hecho cientos de veces. Se vale para ello de facultades que, si bien se expresan sesgadamente, son inequívocas. Por ejemplo, el inciso a) del artículo mencionado establece la obligación del Ejecutivo de publicar inmediatamente una ley "si no tuviere observaciones que hacer". El inciso b), por su parte, afirma que se reputa como aprobado por el Poder Ejecutivo "todo proyecto no devuelto con observaciones a la Cámara de su origen dentro de 10 días útiles...". Y el inciso c) dispone que "el proyecto de ley o decreto desechado en todo o en parte por el Ejecutivo, será devuelto con sus observaciones, a la Cámara de origen...".

Por lo que hace a la segunda parte de la solicitud, establecer el derecho de veto (o de formular observaciones, que es la manera mexicana de nombrar aquella facultad presidencial), no sería necesaria en sentido estricto una reforma constitucional, a menos que se pretenda una afirmación contundente al respecto. Es que la Suprema Corte, si bien con mayoría muy apretada, ya estableció en 2005 que el Ejecutivo sí puede hacer observaciones al plan de gastos de la Federación.

Aunque a lo largo de la historia innumerables veces el presupuesto fue vetado por los presidentes, aun en las épocas en que el Legislativo estaba sometido a la institución presidencial, en diciembre de 2004, al anunciar que formularía observaciones al que se había aprobado para el año siguiente, Fox abrió los cauces a una discusión sobre si contaba o no con el privilegio de ejercer ese veto.

Para una corriente de intérpretes, era claro que el Ejecutivo carecía de ese derecho. Basaban su razonamiento en la índole del presupuesto y en el texto expreso del ya citado artículo 72, que dos veces dispone que el Presidente al hacer observaciones deberá devolverlo a la Cámara de origen. Puesto que el decreto presupuestal es aprobado por sólo una Cámara, la de diputados, su emisión no corresponde al típico procedimiento legislativo, en donde actúan las dos Cámaras del Congreso, una de origen y otra revisora.

En sentido contrario, con un criterio propio del derecho privado pero no del público, otra corriente aseveraba que el veto presidencial sí puede aplicarse al presupuesto porque hay una lista de asuntos que expresamente no pueden ser vetados, y no estando el presupuesto en esa lista por exclusión sí era posible formular observaciones. En efecto, el inciso j) de dicho artículo dispone con claridad que el "Ejecutivo no puede hacer observaciones a las resoluciones del Congreso o de alguna de las cámaras, cuando ejerzan funciones de cuerpo electoral o de jurado, lo mismo que cuando la Cámara de Diputados declare que debe acusarse a uno de los funcionarios de la Federación por delitos oficiales". Puesto que en la función pública sólo es posible ejercer atribuciones expresas, no es dable derivar de la exclusión del veto de esa lista su posibilidad jurídica. Entre particulares sí es sostenible que lo que no está prohibido está permitido, pero ese principio es inaplicable en el derecho público.

En 2004, el presidente Fox estuvo en desacuerdo con modificaciones practicadas por el Congreso, no obstante lo cual publicó el presupuesto, para disipar cualquier sombra sobre el funcionamiento institucional del gobierno. Pero anunció la presentación de una controversia constitucional sobre el tema, para que la Suprema Corte definiera la cuestión. Fue una tarea ardua, que culminó en mayo de 2005 con una votación muy apretada, de seis a cinco, a favor de reconocer al Ejecutivo el derecho a vetar el presupuesto.

Aunque Calderón no ha padecido problemas en la aprobación de sus paquetes fiscales, parece que quiere prevenirse respecto de los próximos, cuando quizá crezca la tensión entre el Legislativo y el Ejecutivo ante la inminencia del relevo presidencial.

(Con amabilidad que agradezco, el ex presidente del comité panista en el DF, Carlos Gelista, me envió el martes pasado la siguiente nota y el anexo mencionado en ella: "Al leer su interesante artículo de hoy, me dio la impresión que no tiene a la mano la iniciativa presidencial de referencia, misma que ya fue enviada desde diciembre pasado al Senado, que obtuve de la página de Internet del mismo y que le envío esperando que le sea de utilidad". Sabedor de esa circunstancia, y según lo hice notar una y otra vez en la oncena de textos que dediqué al decálogo calderonista, preferí esperar a la discusión formal de la iniciativa en el Congreso para referirme a ella. Por lo pronto me basé en el hecho político de la emisión de un mensaje por el propio presidente de la República y la inclusión de un resumen muy sintético en la página de Los Pinos para fundar en ellos mis opiniones al respecto en la serie que hoy concluye).



Cajón de Sastre

David Ibarra recibió ayer un homenaje con motivo de sus 80 años de edad. El motivo congregó a una multitud de amigos, alumnos, colaboradores en una comida en cuya mesa principal el ex secretario de Hacienda estuvo flanqueado por Carlos Slim y Beatriz Paredes -y donde tuvieron asimismo asiento el sucesor de Ibarra en el manejo de las finanzas nacionales, Jesús Silva-Herzog Flores, y el senador Francisco Labastida. En el acto se distribuyeron también los dos tomos de una obra editada para la ocasión, Pensar a David Ibarra Muñoz. En el primer volumen 28 autores reconocen los talentos del antiguo funcionario de la CEPAL, maestro universitario durante largo tiempo. Y el segundo comprende una antología de su propia obra. Con una síntesis de sus ideas él mismo cerró un acto que logró modificar, con emoción, su proverbial impasibilidad.


miguelangel@granadoschapa.com
kikka-roja.blogspot.com/

'Bravo, mosquito': Juan Villoro

'Bravo, mosquito'
Juan Villoro
15 Ene. 10

Se han cumplido 50 años de la muerte de Albert Camus. El rebelde al que no le faltaron enemigos es visto como un heroico defensor de la ética individual en un mundo de simulacros y engaños colectivos.

Alguna vez confesó que le hubiera gustado ser escultor. Su obra perdura como las piedras del Mediterráneo, el mar esencial que le reveló el hechizo del mundo.

Nada de esto hubiera sido posible sin la presencia de dos maestros. Huérfano de padre (caído en la Primera Guerra Mundial), Camus nació en un pobrísimo barrio de Argelia. Creció con una madre analfabeta y una abuela tiránica. Apasionado del futbol, jugaba de portero porque es la posición en la que menos se gastan los zapatos. En El primer hombre, la novela inconclusa que llevaba en el coche donde murió a los 47 años, escribe: "la infancia... ese secreto de luz, de cálida pobreza". La precariedad fue su ámbito absoluto. Sólo al ingresar al liceo supo que otros eran ricos.

A los 9 años estuvo a punto de abandonar la escuela. Su madre fue a ver al maestro Louis Germain y le habló de sus dificultades: Albert debía trabajar. Germain se ofreció a darle clases gratuitas dos horas diarias para conseguir una beca.

Sin padre ni hermanos mayores, Camus fue el "primer hombre" en su travesía. Pero no estuvo solo. A los 17 años enfermó de tuberculosis y otro profesor lo ayudó. Jean Grenier fue a verlo al hospital. Como Germain, se sorprendió de las carencias de ese alumno al que había colocado en la primera fila. No era el mejor de sus discípulos pero tenía fiebre por conocer y un amor a los placeres del que carecía el propio Grenier. En su biografía de Camus, Olivier Todd compara el temperamento de maestro y alumno: "A Camus le gusta admirar a muertos y vivos mientras que Grenier acumula crueldades y reticencias... El estudiante, a pesar de sus quejas, anhela la felicidad; en cambio, el profesor no... Lleno de salud, el adulto disfruta menos que el joven, presa de gripes y fiebres".

15 años mayor que su discípulo, Grenier le presta libros, discute la situación política de Argelia, lo acerca al comunismo, lee sus textos, mostrando que ninguna generosidad supera a la de la crítica (no vacila en escribir al margen: "superfluo", "una bobada"), le consigue trabajo como meteorólogo (oficio transitorio que también desempeñaron Sartre y Heidegger), y al hablar de su pasión común por los gatos explica que nada hace tan feliz a un macho como tener collar, pues eso enloquece a las gatas.

Se tratan de usted ("con una confianza sin familiaridad", apunta Todd). Con el tiempo, el alumno se transforma en protagonista de la relación. Cuando Grenier se entera de que su amigo se ha casado sin avisarle, no se ofende. Le basta saber que la novia es guapa.

Sartre le dice a Camus que su maestro es Hegel. El autor de La peste responde: "el mío es Grenier". Fiel a su origen, valora las opiniones del profesor que conoció a los 17 años. Grenier lee el manuscrito de El extranjero y lo califica con un 12 sobre 20: "la impresión con frecuencia es intensa", agrega sin entusiasmo. Albert le pregunta si en verdad piensa eso. El maestro detecta la inseguridad que ha provocado y responde: "El extranjero es excelente". En 1956 Grenier comenta que "El espíritu confuso" es en verdad digno de su título y Camus lo reescribe.

Grenier reseña de modo elogioso novelas y obras de teatro de su alumno, sin delatar su afecto. Su generosidad intelectual contrasta con su dificultad para pagar rondas de cerveza y el menú que privilegia en Lipp: arenque, pierna de cordero, ensalada y fruta.

En 1947 Camus viaja en el Citroën recién estrenado de Grenier a la tumba de su padre. Ahí concibe El primer hombre, donde su maestro aparece como Victor Malvan: "En tiempos en que los hombres superiores son tan adocenados, era el único que tenía un pensamiento personal... y una libertad de juicio que coincidía con la originalidad más irreductible... Cada vez que Malvan empezaba diciendo 'conocí a un hombre que... o un amigo... o un inglés que viajaba conmigo', uno podía estar seguro de que hablaba de sí mismo".

Ciertos artistas tratan de borrar sus deudas. Así exaltan la inaudita novedad de su talento. Camus fue el caso opuesto: vivió para honrar a los maestros que lo sacaron de la pobreza. La profundidad de su obra no se entiende sin esta ética de la gratitud.

A propósito de Grenier, su mentor intelectual, anotó en 1933: "¿Sabré alguna vez todo lo que le debo?". Y al recibir el premio Nobel escribió a Germain, su primer maestro: "Sin usted, sin la mano afectuosa que le tendió al niño pobre que era yo, sin su enseñanza y su ejemplo, no hubiese sucedido nada de todo esto".

En 1924 Louis Germain juzgó que el niño al que daba clases gratuitas estaba listo para presentarse a examen y recibir una beca. Se calzó las polainas de las grandes ocasiones y lo llevó al liceo de Argel. Antes de la prueba, le regaló un croissant. Fue el primero en enterarse de los resultados. Cuando vio a su alumno, soltó una frase que cifraría un destino: "Bravo, mosquito".

Albert Camus había aprobado.
kikka-roja.blogspot.com/

Alzas en combustibles: de la indolencia al cinismo

Alzas en combustibles: de la indolencia al cinismo
LAJORNADA

Por medio de un oficio enviado a la Cámara de Diputados y difundido el pasado miércoles, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) descartó congelar y disminuir los precios de las gasolinas y el diesel, como han venido demandando en semanas recientes la mayoría de los partidos de oposición, organizaciones sociales, movimientos campesinos y populares y sectores productivos. En el documento, la dependencia federal sostiene que revertir las alzas decretadas en los precios de los combustibles implicaría "un mayor rezago en su costo, con los consecuentes perjuicios sobre las finanzas públicas federales, estatales y municipales", y señala que las proyecciones de la cotización de los productos petrolíferos "presentan una tendencia creciente, por lo que al disminuirlos se estaría dando una señal errónea a los consumidores".

En la hora presente, cuando los incrementos referidos se han traducido en un alza generalizada en los costos de productos básicos y servicios a escala nacional, la postura de la SHCP constituye un factor adicional de agravio para una población que, más allá de la lectura a modo de las cifras oficiales, continúa inmersa en un estado de crisis y padece un deterioro sostenido de sus condiciones de vida.

A la arrogancia tecnocrática y la indolencia características del gobierno en turno –el cual, en su momento, no pudo o no quiso ver la gravedad de los descalabros financieros mundiales y su potencial nocivo para la economía nacional–, se suma ahora un inequívoco cinismo: no otra cosa es la propensión oficial a corregir los desequilibrios existentes en las finanzas públicas mediante el sacrificio de las mayorías, y a desoír, en cambio, las alternativas ofrecidas desde distintos sectores de la oposición social y política para manejar un déficit en las finanzas públicas que ha sido creado, en beneficio propio y de un puñado de empresas nacionales y extranjeras, por los mismos encargados del manejo económico del país.

En efecto, antes de ensayar medidas que implican un mayor sufrimiento de la población, el grupo en el poder tendría que obtener los recursos faltantes a partir de una política fiscal mínimamente equitativa –esto es, cobrar impuestos a los consorcios que hoy en día no los pagan, como lo ha reconocido y reclamado el propio Felipe Calderón– y restringir los salarios desproporcionados de los cargos superiores de la administración pública en los tres poderes, así como reducir en forma sustancial el monto que el Ejecutivo federal destina a gastos de lujo y prestaciones principescas para sus funcionarios.

En la misma lógica, resulta impostergable que el gobierno se deshaga de ramas del ejercicio presupuestal que constituyen, en el momento presente, un dispendio injustificable de recursos públicos, como las sumas destinadas a la contratación de publicidad oficial, que en su mayoría van a parar a las arcas de los grandes consorcios mediáticos, y que debieran ser reorientadas, con sentido y responsabilidad, hacia rubros como la educación, la salud, el gasto social y el rescate de los grupos sociales más desprotegidos.

En un contexto marcado por los estragos sociales derivados de la crisis económica presente y por el avance de la descomposición política e institucional, el manejo inescrupuloso e insensible de los recursos a disposición del gobierno federal constituye un elemento adicional de discordia y tensión entre la sociedad y el Estado, y alimenta la perspectiva de surgimiento de estallidos sociales y escenarios de ingobernabilidad. Es necesario, por tanto, que el grupo en el poder comprenda cuanto antes la importancia de poner el dinero público al servicio de la gente, en el entendido de que éste –entristece tener que recordarlo– no es patrimonio de los funcionarios federales, ni mucho menos de los contratistas y grupos de interés corporativos cercanos al poder político, sino del conjunto de la población.
kikka-roja.blogspot.com/

El bipartidismo oficial: Luis Javier Garrido

El bipartidismo oficial
Luis Javier Garrido
Los grupos mafiosos en el poder, tutelados desde el exterior, siguen decididos a imponerle a México un bipartidismo oficial que encubra su corrupción y la entrega que están haciendo del país, a pesar de que la mayoría de los mexicanos no aceptan al PAN ni al PRI, y de que las tensiones sociales no dejan de crecer en casi todos los ámbitos de la vida nacional.

1. El aspecto político más significativo del año que comienza está siendo el empeño de los poderes trasnacionales y de la dirigencia del PRI, coludida con éstos –por el papel que desempeña Carlos Salinas de Gortari– en mantener en la silla presidencial a Felipe Calderón, a pesar de los reclamos insistentes para que él y su equipo se vayan y no sigan hundiendo a México. Y lo justifican por el hecho de que su gobierno, aun sea impopular y no se pueda ocultar que está sometido a las agencias del gobierno estadunidense, continúe haciendo, aun sea con todas las dificultades, el trabajo sucio de desmantelar la nación, que exige la administración Obama y que el PRI quiere que se acelere antes de 2012, como si pudiera así disimular su corresponsabilidad en todo cuanto acontece.

2. El desastre histórico del PAN en el gobierno es absoluto y no sólo está llevando a una entrega de los recursos estratégicos de la nación al extranjero y a un creciente empobrecimiento de los mexicanos, sino que está logrando que las grandes decisiones tanto en materia financiera como de seguridad nacional no estén siendo ya tomadas en nuestro país, y que el gobierno quede reducido al papel de mero operador de lo que se decide en otros ámbitos.

3. El operativo llevado a cabo en Cuernavaca el 16 de diciembre para ejecutar a Arturo Beltrán Leyva, señalado como un capo del narcotráfico (y que hasta ese momento había sido protegido oficialmente), fue por ejemplo decidido y preparado por la US Drug Enforcement Administration (o DEA), que actúa impunemente en México, al margen del gobierno de Calderón, y aun en contra de los intereses de importantes dirigentes del PAN coludidos con el narcopoder –incluido el gobernador del estado, el panista Marco Antonio Adame–. De manera que los miembros del comando de la Secretaría de Marina (Semar) responsables de llevarlo a cabo (ante la desconfianza de la DEA en las policías mexicanas y el Ejército), quedaron reducidos al papel de simples ejecutores. No fue de tal suerte un episodio de ninguna lucha "del gobierno" mexicano contra el narcotráfico sino de las acciones de Washington en territorio mexicano para seguir reordenando el mercado de las drogas en función de sus intereses y proseguir tomando el control de espacios estratégicos de nuestro país.

4. En Haití, aprovechándose del terremoto del martes 12, el gobierno de Washington ordenó dos días después el envío no nada más de una misión humanitaria sino una verdadera ocupación de ese país con el envío de decenas de miles de elementos militares. En México, con el pretexto de una supuesta guerra contra los cárteles del narcotráfico, y argumentando que está en riesgo su seguridad interna, iniciaron ya desde hace años una toma sorda y disimulada del control del territorio nacional.

5. El escándalo suscitado por el hecho de que el comando de la Semar actuara en Morelos al margen de la legalidad constitucional del país, sin tener facultades legales para hacerlo y sin que mediaran órdenes de aprehensión, y de que en sus acciones cometiera todo tipo de tropelías, como si existiera en México un estado de suspensión de garantías individuales, se explica por el desprecio que manifiestan tanto las autoridades estadunidenses como el gobierno panista de Calderón por la legalidad mexicana. Los funcionarios del PAN quedaron en todo caso protegidos en la mayor impunidad, pues no se procedió contra aquellos que acompañaron ese día, y en el de la famosa fiesta de dos semanas atrás, a Beltrán Leyva, ni contra los funcionarios, militares y policías que, según se informó, aparecieron en la nómina de los narcos.

6. El golpe de la DEA le permitió en todo caso al gobierno calderonista, que está entregando el control de la seguridad nacional a Estados Unidos, definir su posición ante las fuerzas armadas mexicanas, pues los medios oficialistas se dieron gusto en insistir que había actuado la Marina ante la desconfianza oficial en los militares y en subrayar la protección dada por éstos a Beltrán. Todo ello dos meses después de que Calderón se ufanara en un discurso en Morelia de que su padre hubiera luchado contra el Ejército en la guerra cristera. No extraña por eso que un funcionario del gobierno panista de Fox, Jorge G. Castañeda, señalara en Nuevo México que “las aparentes ejecuciones entre bandas de narcotraficantes” son en realidad acciones realizadas por el Ejército (Proceso 1730).

7. La presunción de algunos periodistas y del propio Calderón en el sentido de que están teniendo algún éxito en materia de seguridad son en este sentido por completo delirantes, pues lo único que ha hecho el gobierno panista actual es debilitar al Estado mexicano. En un discurso pronunciado en una recepción privada más que se llevó a cabo en diciembre, en presencia de varios miembros del gabinete en la residencia presidencial de Los Pinos, y de la que dan cuenta varios columnistas, Calderón se presentó como una posible víctima de los sicarios del narco, asumiendo que tiene una gran importancia para ellos, y anunciando oleadas de violencia para 2010.

8. En 2010, la simulación del "tránsito a la democracia" y de "la alternancia política" ha quedado a la vista de todos, y resulta evidente que el viejo régimen antidemocrático de partido de Estado se ha ido reconvirtiendo en un régimen antidemocrático, en donde hay ya dos partidos oficiales: el PRI y el PAN, que se asumen como organizaciones de Estado, comparten el mismo proyecto histórico y en consecuencia el poder, se pelean por lo secundario pero se solapan en todo, y todo hace suponer que se pondrán de acuerdo en 2012. Así lo están haciendo en la sangrienta mascarada de la lucha contra el narco o en su intento por destruir al Sindicato Mexicano de Electricistas y entregar el sector energético al capital extranjero, y no hay por qué no lo logren en dos años más.

9. Las elecciones locales que se llevarán a cabo en el país a lo largo de 2010 serán unas meras "primarias" entre ellos (que parecen ya decididas de antemano), pues la clave del acuerdo que buscan está en condensar un mecanismo de alianza que se sustente en la "segunda vuelta" en las elecciones presidenciales y en lograr destruir la posibilidad de una candidatura de verdadera oposición, en lo que se empecinarán en este 2010.

10. El año del bicentenario del inicio de la Independencia y de los cien años del movimiento armado de 1910 está destinado por lo mismo por quienes gobiernan a consolidar la dependencia de México a los poderes trasnacionales en aras de "la globalización" y a seguir desmantelando a la Constitución surgida de la Revolución Mexicana de 1910.
kikka-roja.blogspot.com/

Buscar este blog

Gracias por tu Visita ¡

Todos los Archivos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...