BUSCA, BUSCADOR

viernes, 7 de mayo de 2010

La guerra : Luis Javier Garrido (de calderón contra el pueblo)

La guerra
Luis Javier Garrido
La verdadera guerra que se libra en México no es del gobierno calderonista contra los cárteles del narco, sino contra la clase trabajadora y, por lo mismo, contra los sectores mayoritarios del pueblo.
1. La política en materia laboral del gobierno de Felipe Calderón se ha evidenciado en los hechos con su política de empleo y de precios, al lanzarse de manera desaforada contra los mineros y electricistas y ahora con su intentona de modificar las leyes laborales de la República para terminar con las conquistas obreras del siglo XX, por lo que se puede sintetizar como una verdadera guerra contra la clase trabajadora y contra el pueblo.

Chiapas y Oaxaca; exigen justicia en el Zócalo

  • Indagación de ataque a caravana que iba a Copala, entre las demandas
  • Coinciden en el Zócalo indígenas de Chiapas y Oaxaca; exigen justicia
Matilde Pérez U.

Periódico La Jornada
Viernes 7 de mayo de 2010, p. 18

Indígenas de Chiapas y Oaxaca coinciden en el Zócalo capitalino en demanda de justicia. Los chiapanecos integrantes del Movimiento Campesino Regional Independiente exigen la liberación de 34 presos, entre ellos el dirigente de la organización, Francisco Jiménez Pablo, mientras los oaxaqueños denuncian la agresión de grupos paramilitares presuntamente de la Unidad de Bienestar de la Región Triqui contra la caravana que se dirigía a San Juan Copala.

Ambos, en sus respectivos espacios apenas sombreados con algunos plásticos, hablan de sus muertos y detenidos. Las triquis, con sus vestimentas rojas, se afanan en reunir víveres para las familias que siguen aisladas en el municipio autónomo de San Juan Copala, donde –dice Jorge Albino– ya ni las mujeres pueden salir a buscar alimentos por el terror a ser secuestradas o asesinadas.

Aire iluminado : Juan Villoro

Aire iluminado
Juan Villoro
7 May. 10

Al comienzo de la exposición que actualmente exhibe en el Centro Georges Pompidou de París, Lucian Freud informa que no hay dos rostros iguales. Cada persona irradia un resplandor único; compararla con otra equivale a comparar una vela con una lámpara. Para entender un cuerpo, hay que tomar en cuenta la atmósfera que lo rodea, el aura que lo inserta en el espacio: el significado del aire. Si la música y la literatura se apoyan en el silencio, la pintura se apoya en lo invisible.

Xóchitl Gálvez, candidata : Miguel Ángel Granados Chapa

PLAZA PÚBLICA
Xóchitl Gálvez, candidata
Miguel Ángel Granados Chapa
7 May. 10

Xóchitl Gálvez es ya candidata a gobernadora. Ayer la registró la coalición Hidalgo nos une, formada por el Partido Acción Nacional, el PRD y Convergencia. El PT, a instancia de Andrés Manuel López Obrador que más temprano que tarde conocerá en carne propia las consecuencias adversas de ese error, abandonó la alianza. Pero hay indicaciones de que sus mandos locales y buena parte de la militancia local ignorarán la decisión de su cúpula y acompañarán a la candidata que ya lo era de su partido, pues la postuló como propia al comienzo del proceso interno. Al quedar formalmente registrada, esta mujer emprendedora en el más amplio significado de la palabra llega a una meta importantísima, al cabo de un esfuerzo largamente sostenido.

Por la abundancia y naturaleza de los empeños dirigidos a frustrar la candidatura de Xóchitl Gálvez, es importante subrayar su fracaso. Contra toda resistencia la ingeniera nacida en Tepatepec es ya aspirante formal al gobierno del estado. Su propia reciedumbre y el apoyo de los partidos que la postulan derrotaron a los senadores José Guadarrama y Francisco Xavier Berganza y a los funcionarios estatales con quienes esos legisladores han estado y seguirán estando en convivencia.

Inscritos ambos en la campaña interna por la candidatura de la coalición, terminaron huyendo, convencidos por la realidad de que no tenían nada que hacer frente a la frescura, el empuje y la claridad de la ahora candidata. Pretendieron desprestigiarla de varios modos, pues sólo mediante la denigración podían minar la prestancia de la aspirante, dueña de una trayectoria pública y privada sin objeción posible, que contrasta con la carrera de sus contrincantes que, conforme a los compromisos suscritos por ellos mismos y sus partidos, debieran apoyar a quien los venció en buena lid.

Aferrados los opositores a Xóchitl a cualquier recurso, han pretendido todavía hoy -y el asunto seguirá presente en la contienda formal entre partidos- contaminarla con la mala fama ajena. Recibieron como agua de mayo el anuncio de que Vicente Fox apoyaría a su ex colaboradora. Una imagen que muestra a la familia del ex Presidente -su esposa Marta Sahagún y los hijos de ésta- como extensión de la postura anunciada por Fox se difunde con el ostensible propósito de ensuciar a la ex comisionada para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas con la mala reputación de la ex primera dama y sus impresentables vástagos.

Es comprensible el apoyo de Fox a su ex colaboradora. Ella desempeñó con tino y diligencia las labores que el Presidente le encomendó y ahora desea ofrecerle un servicio recíproco, que le será útil en la medida en que el Ejecutivo conserve influencia en sectores del panismo hidalguense. En una campaña política sería torpe establecer aduanas para detener a quienes quieran contribuir al éxito de una candidatura. Los apoyos se reciben a beneficio de inventario, es decir, se aprovechan los activos y se desechan los pasivos. Y salvo que la colaboración espontánea genere compromisos, que deberían en su caso ser explicados con transparencia, se trata de actos unilaterales, cuando más recibidos con agradecimiento.

Xóchitl Gálvez sirvió leal y eficazmente a Fox. Cuando en 2005 escuchó por primera vez la petición de paisanos suyos de presentarse como candidata en Hidalgo, explicó su negativa por su compromiso con Fox, que duraría seis años. Después ya se vería, como se ha visto ya.

Todavía en la víspera de su registro la candidata tuvo que librar un enésimo obstáculo. Un diputado perredista próximo a la casa de gobierno de Pachuca fue utilizado para hacer valer en tribunales una presunta deficiencia formal en la firma del convenio de coalición. Los ires y venires judiciales que produjo perseguían el propósito de sacar al PRD de la alianza, dejándole cojeante. No lo consiguieron.

Ahora comienza la porción más agreste de la ruta que debe seguir Xóchitl Gálvez para llegar a la gubernatura. El gobierno dispone de una muy amplia variedad de recursos y arbitrios para estorbar la andadura de la candidata opositora. Los medios de comunicación son un eficaz instrumento para agrandar la imagen del candidato priista y disminuir, hasta hacerla desaparecer, la de Xóchitl Gálvez. Esa operación era muy sencilla hace 12 años, cuando sólo había un diario en el estado. La operación sigue siendo sencilla ahora que prolifera una decena de periódicos, ninguno de los cuales sobreviviría si perdiera el favor del gobierno priista.

El comprensible afán de todo partido de lograr su permanencia en el gobierno se acentúa en Hidalgo por los intereses creados cuyos beneficiarios buscarán mantenerlos intactos a todo costo. A los negocios tradicionales de una clase política cleoptómana -las comisiones por contratos recibidas por familiares de los gobernantes es una forma típica- se agrega la asociación delictuosa en que ha incurrido buena parte de los mandos policiales, y sus jefes de toda jerarquía, que ha convertido a Hidalgo en entidad donde priva el narcotráfico. Con apenas eventuales brotes de violencia criminal, se ha asegurado el predominio de Los zetas.

Están en curso dos averiguaciones penales federales (PGR/SIEDO/ UEIS/099/2009 y PGR/SIEDO/UEIS/150/2009) sobre la presencia de esa banda criminal en Hidalgo y sus nexos con los altos círculos del poder priista (Proceso, 2 de mayo). Un gobierno cómplice, surgido de la misma matriz asegura la continuidad del pacto criminal. Lo contrario ocurrirá si hay un relevo democrático.



Cajón de Sastre

Como si fueran mexicanos en Arizona, tres miembros del personal de Reporte Índigo, la novedosa y activa revista electrónica que dirige Ramón Alberto Garza, fueron detenidos por la Policía Federal nada más por ser, porque sí. Se les atribuyó estar vigilando a la familia del secretario de Seguridad Pública federal, Genaro García Luna. En realidad el camarógrafo Carlos Salazar y el fotógrafo Carlos Ferrer (conducidos por el chofer Marcos Flores Aguilar) captaban el domicilio del miembro del gabinete más querido por el presidente Calderón, para documentar con las dimensiones de esa residencia el probable fenómeno de enriquecimiento ilícito del funcionario, que ha adquirido en Morelos otro inmueble cuyo tamaño y ubicación subraya la pertinencia de que se averigüe el origen de los recursos con que García Luna es próspero propietario.


miguelangel@granadoschapa.com

kikka-roja.blogspot.com/

La Iglesia ante la justicia - Carmen Aristegui F.

La Iglesia ante la justicia
Carmen Aristegui F.
7 May. 10 reforma.com

La publicación del insólito comunicado del Vaticano sobre Marcial Maciel y los Legionarios de Cristo, en donde -finalmente- califica al sacerdote como delincuente sin escrúpulos, carente de un auténtico sentimiento religioso y artífice de un sistema de relaciones que "le permitió ser inatacable durante mucho tiempo" marca, ya en definitiva, la ruta de extinción de la congregación creada por el "satán de Cotija" como se le ha llegado a llamar en algunas notas de prensa en los últimos días. El reconocimiento oficial del Vaticano de las monstruosas conductas de Maciel y de la existencia de redes de poder e influencia que impidieron que las denuncias en su contra prosperaran durante décadas representa una válvula de escape ante la actual presión internacional en torno al Vaticano. El caso Maciel es el putrefacto botón de muestra que exhibe no sólo la perversidad individual de Maciel y el funcionamiento de la organización que él mismo creó, sino es ahora el referente más claro dentro de esta crisis mundial. La condena abierta y pública de la Santa Sede en contra de Maciel, utilizando un lenguaje duro e inusual, se enmarca en medio del peor cuestionamiento y crisis de credibilidad por el que haya atravesado la Iglesia Católica en siglos. Tal vez sin un contexto de crisis profunda como éste, jamás hubiéramos visto un comunicado como el que se escribió sobre Maciel y sus legionarios. Se da en medio del fragor de una batalla vaticana por sortear, acusaciones y procesos judiciales que nadie sabe dónde van a parar. El cruce de fuego incluye disculpas públicas en el caso de Irlanda; reunión con víctimas en el caso Malta; renuncias forzadas de obispos implicados en casos de abusos de menores en Miami, Irlanda y Alemania; un nuevo proceso judicial en contra de los cardenales Norberto Rivera y Roger Mahony por encubrimiento y, por supuesto, la denuncia ante una Corte Federal de los Estados Unidos en contra de Benedicto XVI y otros jerarcas religiosos por un hombre de Illinois que afirma haber sufrido, cuando era niño, abusos de un sacerdote al interior de la escuela para niños sordos de St. John. La demanda pide la entrega de archivos confidenciales del Vaticano con denuncias de abusos por parte de clérigos y una compensación monetaria. La demanda afirma que Ratzinger -entonces cardenal-, Tarcisio Bertone y Angelo Sodano conocían las denuncias en contra del presunto depredador que violó a cerca de 200 niños sordos y "se asociaron para mantenerlas en secreto". Se deja entrever en la denuncia que el sacerdote señalado como responsable de abusos reiterados contra esos menores, Lawrence Murphy, era un "hábil recaudador de fondos", filón indudable que lo emparenta con el caso Maciel. El asunto ha colocado, por primera vez, a un Santo Padre ante la posibilidad de ser enjuiciado por una Corte Federal estadounidense. No será ésta la primera ocasión que en ese país se procese judicialmente una demanda de esta naturaleza. La novedad es que ahora quien está imputado es el máximo jerarca. En 2002 el mundo se cimbró por las denuncias en Boston por lo que el fiscal del caso, llamaba "el encubrimiento masivo" de la Iglesia para los más de mil sacerdotes que habían cometido actos criminales en contra de menores. El cardenal Bernard Law, por cierto, salió del país, rumbo a Roma -de donde no ha salido- horas antes de que la policía le entregara un citatorio para presentarse ante el Gran Jurado. En Los Ángeles la Iglesia tuvo que hacer fuertes erogaciones por procesos masivos en contra de sacerdotes por abusos a menores. Hay noticia reciente de que en Kentucky también se presentó otra demanda que exige que el Papa comparezca ante las cortes. En Alemania, la canciller Merkel ha dicho que la autoridad civil intervendrá ante las denuncias masivas que se han presentado en su país. Diferentes organizaciones hacen gestiones ante la Corte Europea de Derechos Humanos y ante la Corte Penal Internacional alegando que el Vaticano se autodefine como Estado Nación y debe también comparecer en la materia. Lo de Maciel no sólo puede ser un simple despresurizador para el Vaticano. Debe también abrirse con él la puerta para la justicia y la transparencia. Ya ni el Vaticano se atreve a hablar de una actuación en solitario del personaje. Habla ya, por primera vez, de "sistema de relaciones" y de "haber creado a su alrededor un mecanismo de defensa... que lo hizo inatacable". De esas conductas están llenas las demandas judiciales en otras partes del mundo. ¿Alguien levanta la mano para la justicia en México?

kikka-roja.blogspot.com/

Buscar este blog

Gracias por tu Visita ¡

Todos los Archivos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...